¿Quién para el vuelo del Deza Maristas?

Las jugadoras del Deza Maristas celebran su última victoria.

Va a todo ritmo. El Deza Maristas ha conseguido algo tan complejo como fundamental en un equipo deportivo: crear un estilo. Independientemente de las piezas, la maquinaria funciona y lo hace de un modo brillante. Este fin de semana, el conjunto colegial sacó adelante la jornada con un triunfo inapelable frente al Náutico (73-50). Las de Miguel Ángel Luque no dejaron opción a las sevillanas. Con un potente parcial de salida (8-0) dejaron claro que el control era suyo. Manteniendo un buen tono defensivo y con rachas de inspiración en ataque, las locales se marcharon al descanso con un revelador 41-23. El segundo tiempo fue demoledor, porque pese a la claridad del tanteo no bajaron el pistón. Al final del tercer cuarto se llegó con un 60-33. Ahí llegó un momento de bajón.

La máquina se humanizó y se dejó llevar por la confianza, algo que aprovechó el Náutico para endosarle un parcial de 1-14 que no hizo peligrar la victoria, pero sí activó la mentalización colectiva para apretar de nuevo en los minutos finales hasta el 73-50 . Torrubia, Muñoz, Castro y Gutiérrez fueron las más destacadas en un equipo que sigue arriba en su grupo de la Primera Nacional femenina con un balance de 6 victorias y una sola derrota, la encajada frente al invicto Unicaja (6-0). El próximo fin de semana habrá derbi local en la cancha del Colegio Virgen del Carmen, que descansó esta jornada.

El que no lo hizo fue el Adeba, que pese a realizar un buen partido no logró superar al Tie Break Conquero en el pabellón de Las Margaritas. Las de José María Alcántara perdieron por 73-79 y cedieron la tercera posición al cuadro onubense, que ahora marcha con un récord de 5-2, por 4-2 de las cordobesas.  En La Carlota, el equipo local completó la jornada para la representación provincial con una digna actuación ante un formidable Unicaja, que se llevó los puntos con un amplio marcador (55-93). Tanto el CV Carmen como La Carlota siguen en la parte baja de la tabla con un balance de 1-5.

Duelo de vecinos en el Pabellón Lourdes Mohedano

El Ópticas Antolí Peñarroya y el Penibética del Sur CB Córdoba disputaron un derbi de corte muy distinto a los de antaño en divisiones más altas. Con formaciones compuestas por gente muy joven, forjada en sus respectivas canteras, ofrecieron un duelo con momentos de intensidad y las precipitaciones propias de la bisoñez y la situación de ambos en la competición. Los mineros terminaron llevándose el triunfo por 82-71 gracias a su mejor rendimiento en el tramo final de un choque en el que los de la capital fueron por delante en el primer cuarto y lograron mantenerse vivos (41-37 al descanso) hasta el tercer cuarto.

Ahí surgió la figura de José Antonio Santos, el mejor de los de Jorge Lorenzo, que con su actuación decantó el partido en el Pabellón Lourdes Mohedano. El CB Córdoba de Quique Garrido encajó su sexta derrota consecutiva y cierra la clasificación al lado del Costa Motril (0-6) y Círculo Mercantil (0-4). El Peñarroya, por su parte, alivia la situación (2-4) en un grupo en el que el CV Carmen es el mejor cordobés. Los de Edu Pérez no encontraron el modo de hincarle el diente a un partido de alta dificultad en la cancha de La Zubia, líder invicto del grupo. Cayeron por 84-66.

Etiquetas
Publicado el
28 de noviembre de 2017 - 07:10 h
stats