N&B

Miguel Ruano: “La pobreza del taxista es la pobreza del servicio”

.

Miguel Ruano es presidente de la Asociación de Autónomos del Taxi (Auttacor) hasta las 15:00 de la tarde y después, taxista a secas hasta la medianoche. Entre un trabajo y otro atiende la llamada de CORDÓPOLIS en la sede de Radio Taxi, justo después de comer y apunto de dar “unas carrerillas” con su coche. Ruano, de 51 años, representa al 99% de los taxistas de Córdoba, más de medio millar, que desde hace un par de semanas viven momentos convulsos.

Ruano acaba de llegar de otra manifestación, esta vez en Málaga, en la que cerca de 3.000 taxistas han protestado contra lo que consideran que es una desregulación del sector a nivel nacional. Córdoba y Málaga han sido, de momento, las dos únicas ciudades en las que un informe de la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) ha puesto en pie de guerra al sector. El informe insta a los ayuntamientos de las dos ciudades a cambiar varios artículos de sus ordenanzas que abrirían la puerta de manera definitiva al “libre mercado” en el taxi y que cambiaría absolutamente la forma de trabajar actual de estos autónomos.

PREGUNTA. Antes de entrar en materia sobre el informe de la CNMC, y ya que estamos ante un taxista en activo, ¿cómo está el tráfico en Córdoba?

RESPUESTA. (Risas). Tampoco creo que Córdoba sea la ciudad con el tráfico más complicado del mundo. En eso no soy yo tan negativo. Ayer estuvimos en Málaga y aquello es una locura. Como dicen ellos, es una ciudad entre una autovía y el mar. Los 250 taxistas que fuimos a Málaga envidiábamos la estructura de ciudad que tiene Córdoba. Es una estructura normal. Quizás nos faltaría una circunvalación completa, pero tenemos una ciudad señorial, con grandes y amplias avenidas. Ahora mismo tenemos el problema del centro y de la peatonalización, que ya veremos tras la ronda de consultas que se ha iniciado cómo queda. Esperemos que sobrevivamos a la peatonalización del centro. Taxísticamente hablando, las Tendillas acabará muriendo. En general, bien. Sobre todo la apertura del Puente de Andalucía, con sus problemas, que también los sufrimos... Que haya personas que estudian carreteras y que diseñen esa conexión con la ronda, que provoca problemas todos los días... Parece mentira.

Taxísticamente hablando, las Tendillas acabará muriendo

P. Y eso que hemos estado diez años esperando el puente de la ronda...

R. Sí, sí, no será porque no le hemos metido prisa. (Risas). Pero bueno, no es el peor momento de la circulación de la ciudad.

P. Córdoba es una ciudad cómoda para el tráfico.

R. Sí, yo creo que sí. Todo el mundo que nos visita nos lo dice. Córdoba se puede disfrutar paseando y en coche son recorridos muy cortos. Muchas veces, los turistas que cogen un taxi nos dicen: “Mire usted, que llego tarde al tren. Lo voy a perder, a ver si usted puede hacer algo”. “¿Pero cuándo sale?”. “Falta media hora”. “Oiga, en media hora llegamos, toma usted café, se sienta un ratito...” Y nos dicen, “pero qué exagerados sois los andaluces”. “No, no, vamos a tardar siete u ocho minutos”. Solo hay que salir fuera para ver Córdoba con perspectiva. Cuando uno va a otros sitios como Madrid o las grandes capitales, viene y disfruta más la ciudad.

Córdoba se puede disfrutar paseando y en coche son recorridos muy cortos

P. Eso nos pasa a muchos cordobeses, que no comparamos lo que tenemos con otras ciudades del resto de España.

R. Sí, sí. También se encuentran cosas diferentes, pero creo que tenemos una ciudad media ideal para vivir y cómoda. Cuando sales fuera echas de menos la tranquilidad, entre comillas, de esta ciudad, que es perfecta para vivir.

P. El tráfico bien, y el sector del taxi, ¿cómo está ahora mismo?

R. Siguiendo esa pequeña mejoría que desde el último trimestre del año pasado se va notando. Nuestras estadísticas, y el sistema de control de RadioTaxi, nos abre esa posibilidad de ver la evolución de la demanda por meses. Mientras en los últimos seis y siete años hemos estado con cifras a la baja, comparando los mismos meses de años anteriores, se ha visto que lo mismo que anteriormente a la crisis cada mes le veíamos una subida, ahora la volvemos a ver. Lo que pasa es que partimos de un agujero tan hondo que tardaremos un poco en notarlo más. Pero se va notando. Poco a poco, el número de servicios y el de clientes y empresas que se interesan por contratarnos va creciendo, tanto abonados como servicios a crédito. Eso es de agradecer. Después del final del verano, nuestro mes más flojo es agosto, se va viendo.

Poco a poco, el número de servicios y el de clientes y empresas que se interesan por contratarnos va creciendo

P. Aparte, el sector del taxi está en un punto de inflexión a nivel mundial. Parece que ha empezado en Córdoba, con el informe de la CNMC, pero la impresión es que esto es una bola muy grande. Muchos ciudadanos se preguntan, pero ¿por qué en Córdoba?

R. Lo de todo el mundo, no lo sé. Si hablamos de aplicaciones como Uber, sí es una bola a nivel mundial. El sector del taxi no está liberalizado en todo el mundo, ni en Europa. Casualmente, este verano he estado en algunos países europeos, sobre todo en Holanda y Francia. El sector allí está regulado. Tienen otro tipo de permisos, que permiten que las empresas tengan licencias, pero sí que está regulado el número de taxis. Lorenzo Amor, presidente de ATA, pilló al vuelo una frase que yo siempre digo y la utiliza mucho. Alemania es referente para todo en Europa, tiene 81 millones de habitantes y 50.000 taxis. España tiene 46 millones de habitantes y 67.000 taxis. Ahí se ve la masificación de taxis que tiene España. De ahí viene la preocupación que tiene el sector. Hay personas muy liberales que nos piden que se libere el sector... Perfecto. Lo puede decir el dueño de un bar, perfecto, pero es que nadie ha inflado el mercado de bares durante toda la vida y tienes en Córdoba cientos de bares. Es que nuestro sector se ha inflado políticamente durante toda la vida y tenemos un número de licencias muy por encima del de Europa. Ahora a eso le añades una liberalización, pues eso significa acabar con el sector. No conozco países donde se esté desregulando el taxi.

Hay personas muy liberales que nos piden que se libere el sector... Perfecto. Lo puede decir el dueño de un bar, perfecto, pero es que nadie ha inflado el mercado de bares durante toda la vida y tienes en Córdoba cientos de bares

Y lo de Córdoba y lo de Málaga tiene su explicación. No ha pasado así porque sí. Hay unas personas inconscientes e irresponsables que han llamado a la puerta del infierno y les ha abierto el Diablo, que ha dicho “pasa para dentro”. Ellos le han presentado un problema, pero el diablo no solo ataca tu problema, sino el conjunto. Aquí hay un grupo de 14 taxistas, una pequeña asociación de Córdoba, que no conforme con la ordenanza, la recurrieron.

Hay unas personas inconscientes e irresponsables que han llamado a la puerta del infierno y le ha abierto el Diablo

P. ¿Pero este informe a causa de qué? ¿Hay alguien que vaya a pedirlo?

R. Te lo he dicho, pero no lo has pillado.

P. ¿Los que llaman al infierno?

R. Hay una pequeña asociación de taxistas de Córdoba, que se llama Etaxi. Esa asociación ha participado como UGT, CCOO, los vecinos de Al Zahara, ATA, Auttacor... en las alegaciones a la ordenanza. Nosotros hemos participado en más de 50 alegaciones y no se nos han aceptado todas. Seguramente, las hemos presentado mejor que ellos porque tenemos los medios, un letrado, y ellos no. No se han aceptado todas sus alegaciones como las nuestras. Y ellos ya lo habían adelantado, aparece publicado en algunos medios de comunicación, que acudirían a todas las instancias, que a Nieto lo iban a meter por prevaricación y que irían a la Competencia si hiciera falta. Y han ido a la Competencia. No lo puedo demostrar, porque no hay ningún documento como en el caso de Málaga. Pero, presuntamente, han ido allí a intentar solucionar lo que normalmente se arregla como ha hecho UGT, que es planteando un contencioso en los juzgados. La vía para solucionar problemas con una administración es la vía contencioso-administrativa. En esta asociación en los años noventa, yo todavía no era presidente, se pusieron los descansos. Se intentó por otra directiva y una pequeña asociación se lo llevó a un contencioso al entender que los descansos vulneraban una ley anterior a este documento [saca un librito de una ley de finales de los años setenta]. Lo llevaron a Sevilla y lo ganaron. Se lo ganó al Ayuntamiento de Córdoba. Pero eso es resolver en la vía contencioso-administrativa lo que un Ayuntamiento hace. Por ejemplo, en Etaxi tampoco quieren los descansos, las vacaciones y que haya regulación horaria... Quieren meternos en una selva. Y lo de los descansos está regulado desde los años ochenta. Lo de conciliar la vida familiar con la laboral lo descubrimos los autónomos, tarde, pero lo descubrimos. Y de que vas a ganar lo mismo si te tiras tantos días sin descansar como si descansas, es una operación muy fácil de hacer. El pastel que hay en la calle es el que es y nos lo repartimos los que estamos. Y si quitamos 80 coches de la calle cada día, pues no lo repartimos los que estamos; y los que no, lo recobran cuando vuelven.

En Etaxi tampoco quieren los descansos, las vacaciones y que haya regulación horaria... Quieren meternos en una selva

Etaxi también se fue al contencioso y hace poco salió una resolución que no le daba la razón. ¿Se van a ir ahora al TSJA? Pues lo decidirán también. Pero esa es la vía. Pero lo que no te puedes ir es a un órgano de Competencia que al poco que examines sus informes... El señor Berenguer, expresidente del Consejo Nacional del Mercado de la Competencia, dijo hace poco cuando se jubiló que se iba sin poder pisarle el callo a los taxistas y a las farmacias. Pero se han ido a Competencia y han dicho: “Mire usted, que yo no estoy de acuerdo con estos artículos”. “Pues pasa para dentro, te doy la razón, pero además te añado otros pocos y entro en el todo”. El Contencioso solo entra en la parte, pero no en el todo. Francisco Martínez Claus, presidente de Facua, lo dijo hace muy poco en la Cope: “Todos sabemos que la asociación minoritaria de Córdoba ha denunciado en el Consejo Nacional del Mercado de la Competencia las ordenanzas del taxi”. Y en Málaga ha sido la asociación mayoritaria la que lo ha hecho.

P. ¿Cómo? ¿La mayoritaria?

R. De una manera inconsciente y están súper arrepentidos, una directiva nueva...

P. ¿Pero no os preguntaron?

R. No, estaban mal asesorados por un abogado de Madrid que les dijo que la vía del contencioso era muy lenta, y que iban a tardar entre dos y tres años. Claro, esto es rapidísimo, pero te entra en el todo. Por ejemplo, tú puedes preguntarle a la CNMC que no quieres la exclusividad. Es decir, puedes ser periodista de Cordópolis y tener un coche por la tarde y hacer unas carreras. Hoy eso no se puede hacer. Bien, la Competencia te dice a eso te doy la razón, pero a la vez entro en esto, en esto, en esto y en esto. En Córdoba han sido 14 artículos y en Málaga 16. Por tanto, han sido dos irresponsabilidades muy grandes. Mal asesoramiento, mala información...

Si no estás de acuerdo con la decisión de un Ayuntamiento la vía es el juzgado de lo Contencioso, pero no la Comisión de la Competencia que al poco que examines sus informes...

P. ¿Y esto sienta jurisprudencia para que el resto del sector del taxi español se sienta amenazado? No sé, si se reforma la ordenanza de Vigo, ¿pasará lo mismo?

R. No va a entrar de oficio nunca en ninguna ordenanza. El problema estará cuando el Ayuntamiento de alguna ciudad estime algún informe. La pasada semana aprobó sus ordenanzas Granada. Tras aprobarse en Pleno, se publica en el Boletín Oficial de la Provincia y entra en periodo de alegaciones. A partir de ahí se abre una puerta muy sensible. En esa fase, porque alguien los llamó, entró la Competencia. Sevilla aprobó sus ordenanzas el año pasado y son las mismas. Y no hay informe.

Sevilla aprobó sus ordenanzas el año pasado y son las mismas. Y no hay informe

P. Es curioso que el problema esté solo aquí.

R. En grandes capitales, solo Córdoba y Málaga. Pero lo dicho, siempre ocurre ese informe porque alguien llama a la Competencia. El otro día, en una radio, el presidente nacional de Facua aseguraba que a Auttacor nos habían denunciado por temas de competencia. Pero la Competencia no ha venido a buscarnos así porque sí. En el caso de las listas negras, fue Facua la que vino. Y eso Facua lo reconoce y se alegra. Lo último ha sido por culpa de un taxista expulsado. A veces parece que nosotros echamos gasolina para arriba. Lo de Etaxi ha sido eso con el informe de la Competencia.

A veces parece que nosotros echamos gasolina para arriba

P. Pero el informe no es vinculante.

R. Competencia ha dicho lo que hay que hacer. Y el Ayuntamiento puede contestarle por escrito o puede optar por el silencio administrativo. Entonces, la Comisión hará lo que tenga que hacer, y los plazos también se le acaban.

P. Es curioso como en la negociación de las ordenanzas parece que teníais muchos enemigos y ahora muchos de ellos se han unido al taxi en vuestra protesta contra el informe de la CNMC.

R. Sí, bueno. En la primera parte de la entrevista a Rubén Sánchez, cuando se le pregunta por el informe, dice que Facua está en contra de lo que ha dictado la Comisión Nacional de Mercado de la Competencia. O como ha dicho Facua en nota de prensa, esto es destrozar y acabar con la seguridad del usuario. Luego les preguntan que qué tienen contra Auttacor. Y se explica. Pero yo le digo a los compañeros que no hacemos cosas raras. El sector del taxi de Córdoba hace lo que cualquier taxista de España: reclamar tu trabajo cuando alguien te deja tirado. Acaban de sancionar a una asociación de Alcalá de Guadaira por ponerse de acuerdo para vender a un mismo precio la licencia... Claro. Un antiguo presidente va a la Competencia a denunciarlo, por hacer daño.

El sector del taxi de Córdoba hace lo que cualquier taxista de España: reclamar tu trabajo cuando alguien te deja tirado

P. Pero te insisto. En la negociación de las ordenanzas fue muy duro, con una abstención de IU, por ejemplo. Y ahora os apoyan.

R. Si haces historia, el proceso es vergonzoso. Estas ordenanzas han durado desde enero de 2013 hasta mayo de 2015. Se negoció en una macromesa en el Consorcio de Transportes en Sevilla cuando se cambió la ley que regulaba el taxi en Andalucía. La negociación la inició Rosa Aguilar siendo consejera, donde creó una mesa con todo el sector, consumidores y sindicatos. El antiguo alcalde de La Luisiana Eduardo Tamarit llevó la negociación. Nos poníamos con el artículo uno y hasta que no hubiera acuerdo, no pasábamos al dos. Así estuvimos un año y medio. Finalmente, se aprobó el reglamento en marzo de 2012. El reglamento daba 18 meses para que los ayuntamientos modificaran sus ordenanzas. Una ordenanza no se puede salir de este reglamento. Si acaso, te da a elegir entre dos, como en el famoso caso del taxímetro. Eso fue lo más mediático. El reglamento te dice que o pones un suplemento, y el taxímetro no se pone en marcha hasta que no se sube el cliente, o que vayas marcando desde el momento de la asignación del servicio, pudiendo los ayuntamientos establecer una tasa de recogida.

Bien, llegamos a enero de 2013 cuando al Ayuntamiento de Córdoba le llega un documento de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias. Un documento marco de ordenanzas. El Ayuntamiento lo pule un poco sin salirse. Y nos lo pasa a nosotros. Hacemos nuestras sugerencias, luego sugerencias y el 11 de marzo de 2014 entra en el Ayuntamiento la aprobación inicial de las ordenanzas. Se aprueba sin discusión. ¿Qué ocurrió? Se tenía que publicar en el BOP y luego 30 días para alegaciones. Se publicó. ¿Polémica? La de siempre de UGT y Etaxi. A finales de 2014 Elena Cortés, como consejera de Fomento, aprueba una promesa electoral de IU, la Ley de Cooperativas. Esa ley toca una parte de nuestro reglamento: las licencias se pueden conceder a personas físicas y sociedad cooperativa de trabajo social, antes era solo para personas físicas. Entonces, a principios de 2015, me llama Ana Tamayo [exconcejala de Movilidad del Ayuntamiento] y me dice que ha habido un cambio y que hay que repetir todo el proceso. Yo le dije que era solo un cambio y que lo único que había era que adaptar. Pero me dijo que no quería problemas y que lo hacía de nuevo.

Así, otra vez el texto es idéntico y va a Pleno del Ayuntamiento. Entonces, entra en el Pleno y surge la polémica. ¡Con la misma norma! IU no había hablado el año anterior y se opone. Y el PSOE se abstiene. Además, IU salta con una historia con un artículo que era el mismo que el año anterior. Claro, se formó el revuelo.

Una libre competencia en el sector del taxi sería acabar con un modelo que se ha demostrado que funciona

P. Se supone que el sistema económico que impera en Europa es el libre mercado.

R. No es cierto. No hay libre competencia, por ejemplo, en los autobuses urbanos de Córdoba, en Aucorsa. Yo que voy a los consejos de transportes, no hay libre precio para los transportes urbanos. En Renfe no hay libertad de precio. De hecho, Renfe ha llegado a un acuerdo con Transmediterránea con precios cerrados y va a ir a la Competencia Fenebús, la empresa nacional de transporte por carretera en autobuses. Entonces, no hay libertad de precio. Yo no me voy a la puerta del Metro y digo: “¿Cuánto cuesta el billete? No, pues te voy a dar menos”. No hay libertad de precios por tanto. Entonces no sé de dónde viene que haya libertad de precios en el taxi. Espero que nadie quiera eso. Aquí no se puede pretender una libre competencia solamente a la carta. Podríamos desmenuzar los 14 artículos que quiere que se derogue la CNMC, algo con lo que Facua está totalmente en contra. Por tanto, cuando nosotros decimos que una libre competencia en el sector del taxi sería acabar con un modelo que se ha demostrado que funciona, y que lleva más de 125 años haciéndolo. Y funciona con todas las garantías para el usuario. Pero también nos tienen que decir qué parte de libre competencia quieren: si la que quieren es que en Córdoba haya 2.000 taxis y nos volvamos salvajes buscando clientes.

Convendría conocer ciudades en los que hay muchos taxis y en los que el mercado está muy saturado, a ver qué ocurre

Hay que conocer un poco más este sector para defender esa postura liberal tan alegre, sobre todo en lo de que haya todos los taxis que tenga que haber. Convendría conocer ciudades en las que hay muchos taxis y en las que el mercado está muy saturado, a ver qué ocurre. Desde luego, situaciones favorables para el usuario, ninguna. Si alguien se piensa que porque haya en una ciudad muchos taxis es la solución, no... Que haya muchos taxis a veces hace que nos confundan con el mobiliario urbano. La gente cuando ve muchos taxis en la calle, le da alegría. Lucen mucho en la parada. Pero eso no aporta nada a la sociedad. La pobreza del taxista es la pobreza del servicio. Solo hay que irse a 150 kilómetros de aquí, donde hay una ciudad que se llama Sevilla en la que su Ayuntamiento está retirando licencias. Lo hace desde el convencimiento de que el servicio que se estaba prestando con una saturación de taxis era muy precario. Sevilla cuenta con el mayor número de reportajes en cámara oculta por estafa a los clientes que se conozca. Sevilla es la ciudad con más taxis por habitantes de la Península. En España, hay una que la supera, Las Palmas. Con esas estafas al cliente intentan salvar lo que no pueden ganar en un día. Eso es muy condenable. ¿Libertad de taxis en la calle? ¿Consecuencias? Nefastas. ¿Que pueda entrar aquí Alsa y vaya al Ayuntamiento, diga quiero 100 licencias, y que le diga que no?

Si el taxi te parece caro, el precio lo pone el Ayuntamiento

P. Va al Contencioso o a la Competencia y se lo gana.

R. Así es eso. Bueno, y ahora llega Alsa y te pone, ojo, con todo el respeto, a 25 ecuatorianos, 25 paquistaníes, 25 hindúes y 25 magrebíes. Y eso lo he visto yo. En Holanda no hay ningún holandés trabajando el taxi. Ni en Francia parisinos. Son inmigrantes. El trabajo del taxi, que ahora mismo se explota por los autónomos, desaparecería y pasaría a desempeñarse por inmigrantes, muy respetuosos, pero mucho más fácilmente explotable por parte del empresario. En esa situación, evidentemente con 100 trabajadores de una empresa llamada equis con unos precios preparados para hundirnos, pues tendría unos precios por debajo de mercado para acabar en pocos años con los autónomos, daría al traste con el resto. ¿Que eso al usuario le favorece? Yo no lo veo. ¿Que el taxi dejaría de estar regulado por el Ayuntamiento? Tampoco. Otra cosa es la exclusividad. En Madrid, Valencia y Barcelona sí que pequeñas empresas pueden tener varias licencias. Y se produce eso que te he contado yo a pequeña escala: otros conductores. En Madrid, de más de 15.000 taxis, unos 8.000 son trabajadores asalariados. Y el que conduce es sudamericano. Y en Barcelona, es pakistaní.

¿Qué mayor garantía para el usuario que sus precios estén regulados? Eso nadie lo discute. Si el taxi te parece caro, el precio lo pone el Ayuntamiento. Pero vamos, que eso no concuerda con los estudios de Facua, que sitúa a Córdoba de 48 ciudades de la lista en la 22 ó 23. Bueno, no está mal. Una capital que por población somos la 12, no está mal. Que te puedas desplazar por 3,86 euros una distancia de tres kilómetros no parece mucho. Eso es una garantía para el usuario. Pero además, las asociaciones no marcan los precios. Los fija el IPC general en la cesta de la compra. Ese IPC no ha subido en agosto. Por tanto, las tarifas en 2016 ya se puede decir que no van a subir. Eso es una garantía para el ciudadano, que haya un control tanto en los precios como en los horarios.

Coger un taxi en Córdoba cuesta lo que tomarte una cerveza en París

P. Hablábamos del libre mercado, que ha ido comiéndose a muchos sectores económicos que estaban muy regulados. ¿No os veis como la aldea gala de Astérix, rodeados de romanos que tarde o temprano os conquistarán?

R. No lo veo. Somos un sector que necesitamos estar regulado.

P. ¿Si no estuviera regulado, no sobreviviría?

R. Con la calidad que tiene ahora, no. Coger un taxi en Córdoba cuesta lo que tomarte una cerveza en París. El taxi en España es muy barato. Hay que visitar otros países y tomar perspectiva. El modelo de taxi de Córdoba, que no lo decimos nosotros, sino la Junta de Andalucía en sus estudios de coyuntura económica, es el mejor valorado en 2014 de toda Andalucía. Y el sector del taxi en España está muy bien valorado. Este modelo está demostrado que funciona. En un modelo liberal, este sector funcionaría de otra manera. ¿Que terminarán devorándonos? Esperemos que no. Para que el servicio se preste con las garantías actuales al usuario, la mejor manera es un sistema regulado. Que visiten otros modelos liberados o no regulados y que lo comprueben.

Este modelo de taxi funciona. No hay ningún movimiento social que pretenda que se liberalice ¿Si todo el mundo está de acuerdo en esto, de dónde viene esta historia?

P. El modelo que yo tengo presente es El Cairo, donde aquello es una locura, con clientes y taxistas negociando y regateando el precio en cualquier sitio.

R. Yo he ido a Bruselas por motivos profesionales, y allí es imposible coger un taxi. Tienes que andar cientos de metros para encontrar uno, y cuando lo encuentras, mucha camisa y mucho Mercedes, y mucho correr por Bruselas, pero eso hay que pagarlo. Mi abuela decía lo de teta y sopa. Que se lo piense bien quien corresponda, pero teta y sopa no entran en la misma boca. Nosotros vamos a seguir luchando. Como dice mi presidente nacional, lo dicen los políticos de todos los grupos: que este modelo de taxi funciona, que no hay ningún movimiento social que pretenda que se liberalice. Las organizaciones de consumidores lo defienden igualmente. ¿Si todo el mundo está de acuerdo en esto, de dónde viene esta historia? Los lobbys y los mercados, los mismos que crearon la burbuja, quieren generar ese debate porque les interesa que sus empresas entren en el mundo del transporte. Ven que hay un mercado que pueden coger y lo van a intentar. Hay muchos y poderosos lobbys. Nosotros tenemos el poder de la presión social.

P. Lucháis también contra una aplicación tecnológica llamada Uber, que no tiene nada que ver con Blablacar...

R. ... no con Blablacar quien lo tiene son las empresas de transporte por carretera, Fenebús, etcétera. Evidentemente, un taxi no va a Málaga por 12 euros ni multiplicado por cuatro personas. No es posible.

Para competir en igualdad de condiciones con Uber tenemos que dejar de pagar impuestos

P. Uber. Me suena a lo de Airbnb, que compiten con los hoteles. Son usuarios que se están poniendo de acuerdo a través de una plataforma. ¿Si no puedes con el enemigo, únete a él o al menos planteátelo? ¿Os estáis planteando hacer algo así?

R. Queremos hacerlo. Pero le pedimos al Gobierno no pagar impuestos. Así hacemos lo mismo que Uber. Nos quitamos de pagar autónomos, los módulos de IVA al trimestre, los seguros del coche, que rebajamos de 1.000 euros al año por ser un taxi a 250 por ser un vehículo particular... hacemos todo eso y competimos. En precio, tampoco es tan económico el de Uber. De un trayecto de diez euros, Uber se lleva dos por la cara, y ocho para el pirata que por la mañana es trabajador de donde sea, y por la tarde se va a dar unas carrerillas sin cotizarlas a ningún sitio. Creo que estamos de acuerdo en que el rollo de la economía colaborativa es mentira. La economía colaborativa no es eso. Compartir vehículo es otra cosa, que quizás se acerca más al Blablacar. Uber, de barato nada. Y precio por adelantado. El taxi es el único medio de transporte que se paga cuando termina el servicio. El único. Y no se puede cambiar. Es un modelo en el que tú pagas por lo que consumes. El modelo del taxímetro es el más justo para marcar el precio. ¿Competir con Uber? Estamos de acuerdo. A ver cuándo lo firmamos. Que el Gobierno cuando quiera, que nos quite los impuestos. Lo que no es justo es que se quiera que hagamos lo mismo sin estar en igualdad de condiciones. Está claro que Uber lo hace sin tributar nada. Todo para la buchaca. Eso es una competencia totalmente desleal.

P. ¿Pero el sector tiene aplicaciones?

R. Sí, hay aplicaciones como Pidetaxi o Haytaxi para poner en contacto al cliente con el taxista. Queremos aplicarle unos niveles de calidad para que se puedan establecer valoraciones en positivo o en negativo por el servicio prestado, o el pago por otros medios telemáticos como el PayPal.

P. Adaptarse o morir.

R. Adaptarse a los tiempos. En eso estamos. Y la verdad es que nos cuesta bastante el dinero. Pero en fin.

P. La vida evoluciona.

R. Sí, sí.

Etiquetas
stats