Fátima quiere seguir respirando balonmano de élite, y la bocanada pretendida en esta ocasión supone una dosis extra de cara al futuro. La instalación cordobesa acogía este viernes el estreno del Deza CBM en la fase de ascenso a División de Honor Plata, en la que cuatro contendientes pugnarán durante el fin de semana por la única plaza en juego. Y el debut del cuadro granate no ha podido ser mejor, superando a la Asociación Abaranera por 28-23. 

La puesta en escena ya dejaba entrever lo que estaba por ocurrir sobre la pista, puesto que las de Mario Ortiz salieron con la directa puesta hacia el triunfo. Sin concesiones y con un juego ofensivo muy claro, lo cual deparó en un parcial inicial de 6-2, donde destacaron principalmente Rosa Benítez y Mari Aguilar. 

Lo cierto es que el Abaranera mejoró en los siguientes minutos, aunque siempre fue a rebufo del cuadro cordobés (17-12 al descanso). El paso por vestuarios apenas varió el guion de partido, con tímidas reacciones de los visitantes, aunque con las granates siempre muy serias sobre la cancha. En cinco puntos estribó la diferencia en el tramo decisivo, con lo que al final del choque se llegó con 28-23. Así, el Deza CBM se adelanta en su sueño del ascenso.

Etiquetas
Etiquetas
Publicado el
4 de junio de 2021 - 22:22 h
stats