Diez años después de la crisis del ladrillo, ¿vuelve a subir el precio de la vivienda?

Un trabajador construyendo una vivienda | TONI BLANCO

Aunque parezca mentira, en 2017 se va a cumplir una década desde que el ladrillo comenzara a resquebrajarse en España (y especialmente en Córdoba, donde tenían un peso importante tres grandes constructoras andaluzas. Una década después, ¿vuelven a subir los precios? ¿Se recupera un mercado? ¿Se ha toca fondo?

El último informe del portal Idealista señala que en España los precios han comenzado a volver a la normalidad, sobre todo en la compraventa de viviendas de segunda mano. En Córdoba, los últimos trimestres del 2016 han sido especialmente buenos, con una leve recuperación que invita al optimismo al sector.

Así, según este informe, en la provincia los precios han subido un 0,2% en 2016. En Córdoba capital el incremento es más notable, con un alza del 1%, según el balance de Idealista, que realiza esta estadística gracias a las transacciones que se cierran a través de su portal inmobiliario. En la provincia el último trimestre fue el más importante, con un incremento del 1,9% en la venta de viviendas. En la capital, no obstante, en ese último trimestre bajó el precio en un 0,4%.

A día de hoy, comprar un piso de segunda mano de 90 metros cuadrados en Córdoba capital tiene un coste de 123.000 euros. Hacerlo en la provincia sale por una media de 109.260 euros.

Para Fernando Encinar, jefe de estudios de Idealista, “2016 ha sido un año de inflexión tras el estallido de la burbuja inmobiliaria en 2007. Aunque el año se cierra con una moderada variación negativa, durante el último trimestre la tendencia bajista que acumulaba durante los últimos 12 meses parece haberse revertido. El año del ”desgobierno político“ es también el de la vuelta a la normalidad del mercado, que se produce a tres velocidades distintas, señala el responsable de Idealista. En primer lugar, con un crecimiento interanual de dos dígitos se encuentra Barcelona. Los precios en la capital catalana llevan una recuperación del 30% desde que llegaran a sus mínimos, en 2013. En Palma de Mallorca, a pesar de que los precios se han incrementado también más de un 10%, la recuperación desde mínimos todavía es del 14%.

En otras capitales como Madrid, Valencia, Sevilla, Alicante o San Sebastián el crecimiento no es tan fuerte pero la recuperación es clara y ambas ciudades han dejado ya atrás la crisis inmobiliaria. En tercer lugar quedan amplias regiones de España donde el precio de la vivienda usada sigue cayendo un año más, y no hay visos de mejora.

Aunque todavía no hay cifras oficiales de compraventas en 2016 todo hace prever que el año cerrará por encima de las 400.000 operaciones cerradas, sostenidas principalmente por los buenos datos de ventas en Barcelona, Madrid, Málaga, Valencia y Alicante. A este incremento en las ventas sin duda ha contribuido la reactivación del mercado hipotecario que ha tenido un crecimiento interanual en torno al 20%. La guerra comercial entre entidades parece haberse trasladado a las hipotecas de tipo fijo, que ya suponen un 30% del total de las hipotecas concedidas. Esto está provocando que los precios se estén reduciendo y que las novaciones (cambios de condiciones de las hipotecas existentes) se comiencen a decantar por ellas.

Según Idealista, en 2017 veremos un “suma y sigue” de estas tres tendencias: mejora de precios en algunos mercados mientras que en otros los precios seguirán ajustándose; aumento de la concesión de hipotecas, especialmente las de tipo fijo y crecimiento sostenido de las compraventas. Al final no hay mal que cien años dure y si bien podemos descartar una nueva burbuja sí estamos ante un cambio de ciclo en los grandes mercados inmobiliarios“.

Etiquetas
stats