Balonmano

La Primera Nacional y la Plata Femenina entran en escena

Jugadores del Cajasur CBM y del Ángel Ximénez en un partido de pretemporada

Llegó la hora de los distintos clubes de balonmano tanto de la capital como de la provincia califal. El Ángel Ximénez de Puente Genil se mantiene como referente máximo, incluso, de las dos primeras categorías de este deporte a nivel nacional y continúa su trabajo de cosechar más temporadas en la Liga Sacyr Asobal, aunque no es el único equipo que compite en divisiones nacionales. De hecho, La Salle, Cajasur CBM, Pozoblanco BM y ARS Palma del Río, en Primera Nacional Masculina, y Deza CBM y Adesal, en División de Honor Plata Femenina, comenzarán sus respectivas citas ligueras este mismo fin de semana.

Por un lado, la disciplina masculina estará muy bien representada por hasta cuatro equipos cordobeses. En primer lugar y tras descender de División de Honor Plata la temporada pasada, el Cajasur CBM se enfrentará este viernes a La Salle, único plantel recién ascendido califal a esta categoría, en lo que será el primer derbi de la temporada disputado en la Instalación Deportiva Municipal de Fátima. Ambos equipos, teóricamente, tienen objetivos dispares: los granates intentarán luchar por el descenso, mientras que los colegiales tratarán de evitar el descenso, aunque será una bonita lucha para comenzar la campaña regular.

Mientras tanto, hay dos escuadras de la provincia que ya saben lo que es competir en esta categoría durante las últimas temporadas y que están preparados para dar un salto competitivo a lo largo de la presente campaña regular. Primeramente, el ARS Palma del Río intentará estar fuera de esa posibilidad de luchar por el descenso para, a partir de ahí, poder soñar con un posible ascenso. Para ello, el equipo palmeño visitará el BM Sanse el próximo sábado, al igual que un BM Pozoblanco que también tendrá que salir fuera de territorio cordobés para enfrentarse al BM Bolaños, un equipo planificado por luchar el curso que viene en División de Honor Plata. Por tanto, el plantel pozoalbense tratará de dar la sorpresa e intentar mantenerse en esa zona tranquila del Grupo F de Primera Nacional.

Por su parte, la División de Honor Plata Femenina volverá a tener dos representantes cordobeses tras la reestructuración de estas categorías por parte de la Real Federación Española de Balonmano. En primera instancia, el Adesal Córdoba se marca el objetivo del ascenso a División de Honor Oro Femenina o, si existe la posibilidad, a la Liga Guerreras Iberdrola de manera directa, aunque, para ello, deberá comenzar con victoria en su visita al BM Montequinto. Por su parte, el Deza CBM quiere consolidarse en la tercera máxima división de este deporte a nivel nacional y tiene la obligación de empezar con buenas sensaciones en su encuentro frente al BM Roquetas.

Etiquetas
stats