Una Nochevieja en su taxi para que otros vivan de fiesta la última noche del año

Raúl , taxista que trabajará en Nochevieja | ÁLEX GALLEGOS

Hace dos años que Raúl López vive la Nochevieja de manera muy diferente. Cambió radicalmente de profesión y decidió comprar una licencia de taxi en el que pasará toda la madrugada del próximo 1 de enero. Será su segundo Fin de Año permitiendo que los cordobeses lo vivan de fiesta ya que la rentabilidad económica y la convicción de ofertar este servicio público durante esta noche le han llevado a tomar esta decisión. "Quien se mete en el mundo del taxi tiene que tener asumido que su trabajo empieza cuando los demás quieren divertirse", argumenta.

Su jornada laboral arrancará al medio día del 31 y parará cuando se vaya acercando la hora de la cena, que sí la hará en familia. Cuenta que sus padres "están ya muy mayores, por lo que hay que aprovechar cualquier fiesta con ellos". Estará también acompañado de su pareja y sus dos hijos, de edades complicadas con 13 y 16 años y que esa noche se quedarán en casa. "Al mayor todavía le quedan dos años para salir. Cuando cumpla los 18 no me quedará más remedio que dejar que se vaya de fiesta", se lamenta entre risas.

Una vez tomadas las uvas, a la 1:00 cogerá el volante de su coche para vivir la misma experiencia que en 2018, una jornada que recuerda "muy intensa por la cantidad de trabajo que hubo". Cuando menos lo esperaba, el reloj ya marcaba las 8:00, la hora de la vuelta a casa. Hasta ese momento, Raúl se recorrió media Córdoba llevando y recogiendo a jóvenes -y otros, no tanto- que acudían o regresaban de haberlo dado todo en las diferentes fiestas y cotillones que se organizaron aquel día.

Para esta jornada, este taxista recomienda no usar tanto el servicio telefónico como la aplicación móvil ya que "las líneas se saturan por las miles de personas que llaman al mismo tiempo". La app permite que la petición de taxi salte directamente "al despacho" en el que se ubican todos los teléfonos de los taxistas que están operativos en ese momento. El uso de esta app se ha incrementado de tal forma que Raúl asegura que "la mayoría de los servicios" que hizo el pasado Fin de Año le llegaron por esta vía.

En relación a la posible competencia de los UBER durante esta noche, recuerda que se utilizará la denominada "tarifa dinámica, que consiste en aplicar de manera muy fuerte la ley de la oferta y la demanda", por lo que se prevé que los precios de los VTC "se multipliquen hasta por 1,5%". Aún así, Raúl destaca el talante de su gremio en Córdoba, donde no se han producido altercados con ningún conductor de este tipo de servicios.

Tras 18 años trabajando en la industria agroalimentaria "en la que sólo ves máquinas, productos y materias primas que te absorben día a día", este taxista lleva año y medio saboreando el "trato humano" con la gente, algo que siempre le ha gustado, confiesa. "El taxi es como un confesionario en el que mucha gente te cuenta cosas de su vida y algunas te hacen reír y, otras, llorar", cuenta este taxista quien, en su corta vida uniendo personas y destinos, tuvo que acelerar como nunca cuando una mujer se subió a su coche. Había recibido una llamada desesperada de su hija: se había tomado un buen número de pastillas fruto de una depresión en la que se había sumido tras la muerte de su padre. La historia tuvo un desenlace feliz y esta madre pudo llegar a tiempo. Fruto de los nervios, se le olvidó pagar la carrera a Raúl, aunque al día siguiente la abonó después de llamar a Radio Taxi y dar con él, el taxista que había salvado a madre e hija.

Etiquetas
stats