'Sprint' final en Córdoba: PP, Adelante y Ciudadanos organizan grandes actos para buscar al indeciso

Pablo Casado en su visita a la capital | ÁLEX GALLEGOS

Los partidos están apretando el acelerador en la recta final de la campaña electoral, que concluye en la madrugada de este sábado. Y Córdoba es una de las provincias clave en el futuro tablero que se configurará en el Parlamento de Andalucía. Tanto lo es que el PP, Adelante Andalucía y Ciudadanos han organizado grandes actos y encuentros con los militantes en la ciudad para intentar conquistar al votante despistado, al indeciso, al dudoso, al que puede desequilibrar de uno u otro lado un reparto que en la provincia está muy disputado. Solo el PSOE parece cabalgar seguro.

Este jueves, Albert Rivera y Pablo Iglesias, de Ciudadanos y Adelante Andalucía, desembarcarán en Córdoba. El viernes es el día elegido por Pablo Casado, el presidente del PP, para clausurar la campaña en Córdoba, a un acto en el que no estará el candidato andaluz, Juanma Moreno. Las tres formaciones asumen que tienen que disputarse el segundo puesto en la provincia de Córdoba. Y que es un puñado de votos el que puede desequilibrar el resultado, a la vista de las encuestas publicadas durante el periodo permitido (desde el martes están prohibidas).

El PP quiere poner toda la carne en el asador. Pablo Casado llega por segunda vez en la campaña electoral a la ciudad y por cuarta desde que es presidente del partido. Los populares quieren consolidar su segunda plaza en la provincia y los cuatro parlamentarios que conquistaron en 2015. Algunos sondeos así lo apuntan. Los más pesimistas señalan que podrían quedarse en dos escaños. Y es por eso por lo que los populares están haciendo un esfuerzo especial en provincias como Córdoba. Casado fue el primer candidato, por ejemplo, en visitar la Mezquita Catedral y ponerse del lado de la Iglesia Católica.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y el coordinador de IU, Alberto Garzón, no se han implicado especialmente en la campaña electoral de Adelante Andalucía. Iglesias, de hecho, solo ha participado, de momento, en un mitin junto a Teresa Rodríguez. Adelante Andalucía se presentó como confluencia y para toda la región en Córdoba. Y han reservado para este jueves en la ciudad uno de sus grandes actos de toda la campaña, con un gran mitin en el pabellón de la Fuensanta. Adelante Andalucía aspira al segundo puesto en la provincia. En su cuartel general se trabaja con la posibilidad de que un descenso del PP los coloque en esa segunda posición y que además obtengan tres diputados por la provincia. Actualmente, Podemos tiene uno e Izquierda Unida otro. Ese tercer diputado sería toda una conquista para la confluencia.

Mientras, Ciudadanos quiere duplicar sus apoyos e incluso superarlos. Este jueves pasan por Córdoba su líder nacional, Albert Rivera, y hasta el autobús de campaña de la formación naranja, en el que han dibujado las imágenes de Junqueras y Puigdemont, junto a Susana Díaz. La formación naranja obtuvo un parlamentario en 2015 y las encuestas señalan que podría optar a un segundo y hasta a un tercero. Sin embargo, los últimos sondeos planteaban incluso que se podría quedar en uno. Por eso, la formación naranja está reforzando mensajes y organizando actos como el de Albert Rivera, que este jueves se paseará por las calles comerciales del centro de la ciudad y mantendrá un encuentro con simpatizantes.

Más tranquilos parecen estar en el PSOE. Los socialistas han multiplicado sus actos, pero de pequeño formato. Sus cargos públicos y militantes acuden, a diario, a más de diez encuentros con colectivos sociales. Los socialistas buscan consolidar su apoyo. Dependiendo de cómo se reparta el voto entre el resto de formaciones, los socialistas podrían mantener los actuales cinco parlamentarios incluso con una leve pérdida de apoyos, según muchos sondeos. Eso sí, algunos apuntan a que podrían quedarse en cuatro. De momento, no está previsto que Susana Díaz regrese a la ciudad, tras el gran mitin de la pasada semana (hasta ahora el más numeroso en la ciudad). Pero tampoco se descarta. Eso sí, no sería como lo que han convocado oficialmente el PP y Adelante Andalucía.

Por el retrovisor todos los partidos miran también a un partido extraparlamentario. Vox está en todas las conversaciones. Y el apoyo que puedan lograr en una provincia como Córdoba, también. Alcanzar un escaño es complicado para esta formación política. Para optar al parlamentario Vox necesitaría en Córdoba un mínimo de 20.000 votos (dependiendo de la participación). Algunas encuestas aseguran que están cerca, pero de momento prácticamente ninguna las señala con posibilidad de lograr un escaño por Córdoba.

De hecho, el discurso del PP va por ahí. Que los votos que puedan perder los populares en provincias como Córdoba contribuirán a que otras organizaciones ganen parlamentarios, como sería el caso de Adelante Andalucía. Pero en el bloque de la izquierda por el contrario se ve con mucho temor que un partido tan a la derecha del PP pueda obtener representación en el Parlamento por Córdoba.

Etiquetas
stats