Y Pinillos dice adiós: se va al Barnsley

Dani Pinillos ante Luis Suárez en el Barcelona-Córdoba en Primera División | MADERO CUBERO

Confirmado: Dani Pinillos ya no es jugador del Córdoba. El club ha anunciado oficialmente la salida del defensa riojano, que se marcha traspasado al Barnsley inglés. Después de superar los reconocimientos médicos con su nuevo club, el futbolista quedó definitivamente desvinculado de El Arcángel, donde en los últimos meses ha vivido episodios amargos. Su vuelta este verano desde el Nottingham Forest supuso una de las operaciones más impactantes en la línea de refuerzos, ya que al lateral se le recordaba como uno de los actores del histórico ascenso a Primera, categoría en la que debutó precisamente con el escudo cordobesista. Unos meses después se ha certificado su salida, que supone para el club el alivio de una importante cantidad económica -su salario era de los más altos de la plantilla- y la posibilidad de acometer algún movimiento de entrada en el mercado de invierno. De momento sólo se han producido salidas. Antes que Dani Pinillos -que fue titular en la pasada jornada, ante el Cádiz en el Carranza- se marchó -en calidad de cedido- el extremo Jaime Romero con destino a Lugo.

Pinillos llegó al Córdoba en el mercado invernal de la temporada 2013-14, procedente del Ourense, de Segunda B. Lo hizo para reforzar al filial, pero empezó a entrar en las sesiones preparatorias del primer equipo y se ganó una oportunidad. A pesar de su falta de experiencia en Segunda y de su juventud, terminó haciéndose un hueco en el lateral izquierdo. De hecho, fue uno de los titulares en el histórico partido del ascenso a Primera División en Las Palmas. El jugador riojano llegó sin apenas ruido -ni siquiera fue presentado a los medios- y acabó jugando 12 partidos en Segunda, incluyendo -todos como titular y completos- los cuatro del play off.

En la temporada del retorno a Primera se especuló con cambios en los laterales, pero finalmente permanecieron en el grupo tanto Pinillos como el uruguayo Gunino y el catalán Edu Campabadal, quienes tuvieron un desempeño irregular en Segunda y cuyo rendimiento generaba dudas en Primera. De hecho, así sucedió y en el mercado invernal el club trató de parchear los flancos con la llegada del brasileño Edimar y la readaptación al puesto de futbolistas como Luso, Fede Vico o Crespo.

Dani Pinillos empezó debutando en Primera en el Santiago Bernabéu y como interior izquierdo -el lateral fue Crespo- ante el Real Madrid. Tras el estreno en casa ante el Celta desapareció de las alineaciones de Ferrer, que sólo le utilizó durante minutos en sus dos últimos partidos antes del despido. Con Djukic tuvo más protagonismo, pero después de la debacle en Barcelona (5-0) sólo jugó un partido más en los últimos 22. Fue en Anoeta, en el estreno de José Antonio Romero en el banquillo. Vio una tarjeta roja y le cayeron cuatro partidos de suspensión. Ahí terminó su primer ciclo blanquiverde.

Después de una etapa en el histórico Nottingham Forest regresó este verano al Córdoba como uno de los fichajes más destacados. Su aportación no estuvo a la altura de las expectativas. Intervino en 16 partidos, con un desempeño irregular, y terminó cayéndose de las alineaciones. Ahora regresa a la Championship -segunda división inglesa-, donde tratará de desempolvar sus mejores días como jugador.

Etiquetas
stats