“Salvar a los medios matando al periodismo es un insulto a nuestra sociedad”

.

“La propuesta de salvar a los medios matando al periodismo es un insulto a nuestras sociedades”. Carlos Dada, décimo premio internacional de Periodismo Julio Anguita Parrado, conmovió con sus palabras el Centro de Recepción de Visitantes de la Puerta del Puente. Dada, salvadoreño, defendió en un sosegado e intenso discurso el “oficio” del periodista, en una intervención en la que comenzó glosando “a uno de los nuestros”, Julio Anguita Parrado, y hablando mucho de memoria y del papel de los periodistas.

“Que el periodismo sirva de denuncia contra los abusos de poder. Que el periodismo ocupe el lugar que le corresponde”, reclamó Carlos Dada, quien insistió en que “el periodismo no se debe a sus lectores, se debe a sus principios”. El salvadoreño reclamó debate, para lo que se requiere “del análisis y de la cocción lenta” y no de la “dictadura del clic” en el que está volcado el sector.

Dada reivindicó “el oficio de reportero en estos días de posverdades y hechos alternativos”, donde “no hay que sacrificar el anciano método del testimonio por una dictadura del clic”.

En esta edición, el jurado ha concedido el galardón de esta edición a Dada por hacer de El Faro, un medio de referencia del periodismo de defensa de los derechos humanos en Iberoamérica. “No hay que Siria o a Bagdad para tocar el horror”, dijo, al tiempo que defendió su trabajo en El Salvador, donde tras una década de violencia “el sistema político decidió esconder debajo de la alfombra aquello: negó el derecho al dolor y el derecho a la verdad, y lanzó un mensaje terrible de impunidad que hoy permanece”.

En su discurso, Carlos Dada se consideró un “invitado de honor” en la celebración de la memoria de Julio A. Parrado. “Si no se hubiera ido tan pronto tendríamos espacios en común para tener buenos amigos. Julio era uno de los nuestros”, insistió. El propio Dada estuvo en Irak apenas dos meses después de la muerte de Julio. “Y también soy un hijo de un político de izquierdas, de una mujer valiente y hermano de una psicóloga”. “Mi vida siguió y la de él no. Hoy coincidimos aquí rindiendo homenaje a su memoria”, lamentó.

En nombre de la familia habló la hermana de Julio, Ana. “A él le hubiera gustado desarrollar todo su potencial, reinventarse y denunciar a través de la palabra”, dijo, al tiempo que aseguró que estar “rodeada de periodistas consigue que me reconcilie con un oficio como el periodismo, al que a veces se le olvida lo que se aprendió en la asignatura de ética”.

En el acto se guardó un minuto de silencio a petición de la secretaria del Sindicato de Periodistas de Andalucía, Lola Fernández, en memoria de los compañeros que han perdido la vida en el último año. También habló el primer teniente de alcalde del Ayuntamiento, Pedro García, que concluyó con el “malditas sean las guerras y los canallas que las hacen”.

CARLOS DADA

Dada ha trabajado en prensa, radio y televisión en la cobertura de noticias de más de veinte países. Estudió en la Universidad Iberoamericana de México, donde su familia se había trasladado durante el conflicto en El Salvador. Su primer trabajo fue en la redacción de deportes de una radio en 1993. En 1996 se integró en la sección de opinión del diario mexicano La Crónica y dos años después regresó a El Salvador para fundar El Faro con tan solo 27 años. “Queríamos ofrecer un periodismo independiente y tratar a nuestros lectores como personas inteligentes” señaló Dada en el discurso que pronunció al recoger el premio Maria Moors-Cabot de la Universidad de Columbia en 2011 por su trabajo de investigación en El Salvador. Sus informaciones sobre cómo el gobierno salvadoreño negociaba con las maras para que rebajaran la violencia en las calles a cambio del traslado de sus líderes a prisiones con menor seguridad, o la denuncia de los detalles del asesinato de monseñor Romero son algunos de sus trabajos más destacados en su ya larga trayectoria profesional.

El jurado de esta edición ha estado formado por Marta López, redactora jefa de Internacional de El Periódico; Rafael Panadero, jefe de la sección de Internacional en la Cadena SER; Enric Juliana, director adjunto de La Vanguardia; Inmaculada Postigo, decana de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de Málaga; Rosa Aparicio, jefa del Gabinete de Comunicación de la Universidad de Córdoba; Ana Anguita Parrado, en representación de la familia de Julio Anguita Parrado, y la secretaria general del Sindicato de Periodistas de Andalucía, Lola Fernández Palenzuela, que actúa como secretaria del jurado.

El Sindicato de Periodistas de Andalucía ha reconocido desde 2007 a los siguientes profesionales o colectivos por su labor en defensa de los derechos humanos desde el periodismo:

-En 2007, Eman Ahmad Hamas, periodista y activista iraquí, fundadora del Observatorio contra la Invasión de Irak.

-En 2008, Eduardo Márquez González, presidente de la Federación de Periodistas Colombianos y fundador del Centro de Solidaridad de Periodistas de la Federación Internacional de Periodistas (FIP).

-En 2009, Caddy Adzuba Furaha, periodista de la República Democrática del Congo y miembro de la Asociación de Mujeres de los Medios de Kivu Sur /RDC y de la Red de Mujeres Periodistas y Comunicadoras de 'Un altavoz para el Silencio'. Premio Príncipe de Asturias de la Concordia 2014.

-En 2010, Mónica Bernabé Fernández, periodista freelance con base en Afganistán, corresponsal de distintos medios, entre ellos el diario El Mundo y fundadora y presidenta de la Asociación de Derechos de Humanos en Afganistán.

-En 2011, Gervasio Sánchez, fotoperiodista que ha cubierto la mayor parte de los conflictos armados de las últimas décadas. Reportero gráfico reconocido por la cobertura de los llamados 'conflictos olvidados', colaborador de diversos medios españoles y autor de numerosos libros y exposiciones fotográficas.

-En 2012, Sharira Amin, periodista egipcia freelance corresponsal de la cadena CNN. Ha trabajado para la televisión estatal egipcia, Nile TV, donde ejercía como jefa adjunta cuando renunció a su puesto para sumarse al movimiento de los activistas de la Plaza Tahrir.

-En 2013, Kostas Vaxevanis, periodista griego que comienza su carrera en 1988, en el diario Rizospastis. Desde 1991, ha cubierto todas las crisis de guerra en todo el mundo como corresponsal para los canales de televisión de MEGA y la televisión nacional griega.

-En el año 2015, el colectivo mexicano Periodistas de a Pie, que estuvo representado por Elia Baltazar. Este grupo, formado en su mayor parte por mujeres profesionales de la información y la comunicación, además de sus respectivos empleos, se dedican a la defensa de los periodistas y para ello realizan campañas de denuncia sobre desapariciones y homicidios de informadores, actos de sensibilización sobre profesionales que han tenido que abandonar el país para preservar su vida y acompañan a periodistas que se desplazan a zonas especialmente peligrosas para reforzar su seguridad.

-En 2016, la periodista española Mónica Prieto, que ha ejercido como corresponsal en Roma, Moscú, Jerusalén, Beirut y Bangkok y ha recorrido el mundo como reportera centrando sus coberturas en la denuncia de los abusos a los Derechos Humanos en tiempos de guerra y en la defensa de los civiles, víctima de todas las partes en conflicto. Actualmente ejerce como corresponsal freelance en el Sureste Asiático para El Mundo, Periodismo Humano y Cuarto Poder.

Etiquetas
stats