La nueva Diputación coge “la bandera” de los pueblos pequeños

Pleno de investidura en la Diputación de Córdoba | MADERO CUBERO
El presidente anuncia que los municipios menos habitados "necesitan volver a sentir que nos ocupamos de ellos" en su discurso de investidura

"La Diputación provincial tiene que coger la bandera de los municipios más pequeños de nuestra provincia, porque son precisamente ellos, los menores de 20.000 habitantes, los que necesitan volver a sentir que nos ocupamos de ellos, que les garantizamos esos servicios que han perdido". El nuevo presidente de la Diputación de Córdoba, el socialista Antonio Ruiz, marcó así en su discurso de investidura por dónde irán las próximas políticas de la institución provincial y en qué, a su juicio, se diferenciará su mandato con el que ha concluido el PP.

"Los municipios de menos de 20.000 habitantes son los que más nos necesitan y los que más dificultades tienen para garantizar los servicios básicos a sus habitantes", agregó el presidente, quien no obstante precisó que "soy consciente de que los mayores están atravesando unos momentos complicados y tendremos que ayudarles también".

El nuevo presidente socialista también se sumó al gobierno para "los más débiles, los más desprotegidos" y anunció una nueva etapa de diálogo con todas las administraciones y con todos los ayuntamientos, sean del color político que sean. "Ningún alcalde, alcaldesa o concejal se irá de esta Casa Palacio sin haber sido escuchado", dijo.

Antonio Ruiz desgranó algunas de sus primeras medidas como presidente, en un mandato que, destacó, se centrará en el empleo. "Una de las medidas que voy a impulsar desde el gobierno de esta institución es destinar toda la cuantía posible del remanente a un plan de inversiones financieras sostenibles que permita a los municipios crear empleo a través de obras y servicios". También anunció un impulso al Consorcio de Desarrollo Económico y a las ferias comerciales, junto al turismo y la gastronomía.

El portavoz de Izquierda Unida, Francisco Ángel Sánchez, que cogobernará con el PSOE, coincidió en hacer ese guiño a los pueblos pequeños, y reclamó la recuperación del Consejo de Alcaldes de la Diputación, como "órgano consultivo y vinculante en la toma de decisiones a la hora de elaborar los presupuestos anuales".

Francisco Ángel Sánchez también destacó que "debemos recuperar la financiación perdida en nuestros municipios como consecuencia de la drástica reducción sufrida en programas de inversión municipal tan importantes como "Planes Provinciales"; con recortes exagerados en estos últimos 4 años y que ha impedido inversiones importantes en nuestros municipios que facilitaban el desarrollo socioeconómico y la cohesión social y territorial de la provincia".

Por su parte, el que será líder de la oposición, el líder del PP, Andrés Lorite, señaló que el de 2015 es "el segundo mejor resultado en la historia" de su formación en la Diputación de Córdoba, a la par que señaló que por primera vez la distancia entre la primera fuerza y la segunda en el Pleno provincial es de dos diputados. Así, destacó que debe tomarse como "normalidad" la "alternancia" en el poder de la Diputación cordobesa.

"Hoy cedemos el testigo de la gestión a quien, si bien por un estrecho margen, ha ganado las elecciones en la provincia de Córdoba, es la fuerza mayoritaria en esta institución y le corresponde de forma lógica gobernarla. Pero entendemos que un cambio no siempre debe representar una ruptura con lo anterior, es más, creemos que el cambio de gobierno en la Diputación no debe afectar a las grandes líneas estratégicas en las que se ha venido trabajando durante los últimos años", dijo.

Por su parte, la única diputada provincial de Ganemos, María Ángeles Aguilar, explicó su abstención en la elección del presidente como una postura crítica y constructiva, y reclamó que "es la hora de las personas y la gente". Mientras, el único diputado de Ciudadanos, David Dorado, insistió en que la Diputación "tiene que ser el ayuntamiento de los ayuntamientos" en el que no se mire el color político del resto de instituciones. "No debe haber ni rojos ni azules", dijo.

Etiquetas
stats