Una ley de la Junta impide el baratillo de Adevida... un mes después de recibir el premio 28F

Finito de Córdoba, en la inauguración del baratillo del año pasado | DIÓCESIS DE CÓRDOBA

Hace un mes casi exacto, la Junta de Andalucía en Córdoba entregaba sus premios por el 28F. Era la primera vez que esos premios eran entregados por un delegado del Gobierno del PP, Antonio Repullo. Un mes después, Adevida (una asociación antiabortista) no podrá celebrar su tradicional baratillo, una actividad con la que logra el 90% de sus ingresos. Y el problema está en un decreto, precisamente, de la Junta de Andalucía. Eso sí, aprobado por el último Gobierno de Susana Díaz. Es la Junta quien tiene en su mano la solución... modificando el decreto.

Esta semana, Adevida ha informado de manera muy escueta a través de sus redes sociales que suspendía “nuestro querido y esperado baratillo”. En su texto, Adevida culpaba a la Gerencia Municipal de Urbanismo. Sus técnicos lo que han hecho ha sido interpretar una norma por la que además preguntaron el pasado mes de octubre para que no ocurriera lo que acaba de pasar, según consta en la abundante documentación de la que dispone este periódico.

El 31 de julio del año pasado, el Consejo de Gobierno de la Junta aprobó un decreto para regular los espectáculos públicos en Andalucía. Una de las modificaciones que sustituía al decreto anterior se refiere a las autorizaciones en recintos no públicos, pero sí de titularidad privada abiertos al público. Ahí está el caso de la plaza de toros, que tiene su programación anual pero que también dispone de organización de eventos de carácter extraordinarios (todos los que no sean corridas de toros). El baratillo de Adevida es uno de ellos.

Actualmente, la propiedad de la plaza de Toros tiene un contrato con la productora Riff para la organización de conciertos. El decreto de la Junta de Andalucía establece un máximo de 12 espectáculos extraordinarios por recinto. Pero la cosa se complica. En agosto, la Gerencia de Urbanismo preguntó si un mismo evento que dure varios días hacía correr la lista de espectáculos extraordinarios. La respuesta de la Junta de Andalucía fue que sí. El baratillo de Adevida dura cuatro días. A la plaza de toros le quedarían otros ocho para otros espectáculos extraordinarios... y ya tiene contratos en vigor.

La solución que plantea la Gerencia de Urbanismo es simple, pero no está en su mano, sino que la tiene que tomar el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía: “modificar el decreto”. Y el trámite es rápido: se puede hacer el próximo martes en la reunión de este organismo autónomo. Desde la Junta de Andalucía en Córdoba se señala que se está trabajando en ello. Que se busca la solución. Y en Adevida confían en que se alcance. La pregunta estaría, según otras fuentes, en si se modifica una norma para beneficiar solo a una entidad en concreto, algo que podría traer nuevos problemas administrativos. La pelota, en cualquier caso, está en el tejado de quien hace solo un mes le entregaba el premio a Adevida.

Etiquetas
stats