Tena, Cerra y Esnáider, en el día de la marmota blanquiverde

El Córdoba reconoce que despidió de manera improcedente a los dos ex blanquiverdes y le cierra la puerta a Esnáider

Lo que viene sucediendo de un tiempo a esta parte en el Córdoba es tan “sui géneris” como el día de la marmota. De un lado, el club apura hasta el último momento para luego ceder ante dos ex blanquiverdes, Cerra y Tena, y de otro, cierra la puerta al que en su día llegó para “reactivar” el plantel.

Los dos primeros, llegados desde diferentes puntos y con su abogada, han conseguido sonrojar a una institución que empieza a ofrecer síntomas de cansancio. Porque después de una hora y media en el interior del Juzgado de los Social número 1 de Córdoba, los futbolistas han llegado a un acuerdo con el club para no tener que llegar a juicio.

La negociación se ha desarrollado en los pasillos del propio juzgado. La abogada de los jugadores ha ido y venido en varias ocasiones ofreciendo la oferta del club mientras que ambos jugadores apenas se inmutaban en sus pretensiones. El propio central, Miguel Ángel Tena decía “el único acuerdo que quiero es que cumplan el contrato”. De igual manera, David Cerrajería explicaba que “a mí me han roto el año, sólo quiero que me paguen lo que se firmó”. Y así ha sido.

Porque ambos, delante del secretario judicial, han visto cómo el club, con el abogado de la entidad y el vicepresidente Javier Jiménez, han rubricado que la entidad se compromete a pagar entre julio y diciembre las cantidades pactadas hasta final de temporada más la prima por la Copa del Rey, aún no abonada. Situación resuelta, pues.

Todo lo contrario ha ocurrido con Juan Esnáider, de quien el club aún no ha confirmado oficialmente que haya sido destituido. El entrenador ha acudido a primera hora de la tarde a las puertas del club para intentar acceder a su despacho en el interior de El Arcánge, sin poder conseguirlo.

El técnico, que se ha presentado con un notario para que se levantara acta de lo ocurrido, ha apuntado que si el club no quiere que él ejerza de entrenador para la próxima temporada, “tendrá que hacerse cargo”. Ambas realidades, en una misma jornada.  Lo primero, se podía haber solucionado sin necesidad de llegar al propio juzgado. Lo segundo, igual. De momento, silencio.

Etiquetas
stats