“Nos hemos encontrado un grupo muy trabajador”

Rubén Betanzos sigue de cerca un entrenamiento | CÓRDOBA CF

A falta de amistosos, buena sigue siendo y será la preparación física para los futbolistas. En el caso que compete, el Córdoba organizó como sedes de preparación para la nueva temporada Torrox y Montecastillo, este último, en Jerez de la Frontera. Así, el staff técnico de Juan Sabas ha dirigido las sesiones de los cordobesistas, así como también la supervisión de los preparadores físicos, fisioterapeutas y médicos que componen esta parcela del club.

De esta manera, Rubén Betanzos, preparador físico del conjunto blanquiverde, analiza y evalúa la progresión de los jugadores y su adaptación a esta fase previa a la temporada tan fuera de lo normal. “La pretemporada, bastante bien dentro de lo atípica que es. Nunca nos hemos encontrado una pretemporada así, donde los jugadores vinieran de pasar por un periodo transitorio tan grande, tanto tiempo parados. Con lo especial que es, intentamos controlar mucho las cargas para prevenir las posibles lesiones de las típicas molestias de pretemporada”, afirma Betanzos, que agrega que “estamos trabajando bien, intensos y realizando un buen trabajo”.

El preparador asegura estar gratamente sorprendido por el estado de forma de los jugadores durante y después del confinamiento, cuando ya comenzaron las primeras sesiones de manera colectiva. Betanzos asevera que “nos hemos encontrado un grupo muy trabajador. Cuando llegamos aquí nos dimos cuenta y la gente que se ha unido en esta pretemporada, igual, trabajan mucho. Es cierto que durante el confinamiento los jugadores con nosotros trabajaron mucho y han venido bastante más preparados que otros años, se ha notado bastante eso”. El miembro del staff técnico, además, espera que este buen rendimiento físico “lo podamos reflejar para el primer partido de liga”. Toda esa parcela de los cordobesistas ha trabajado mediante un protocolo de prevención con sello de autor, habiendo diseñado “diferentes test para evaluar individualmente a cada uno de los jugadores y poder programar entrenamientos específicos e individuales a cada uno de ellos” para evitar o reducir al máximo el riesgo de lesión.

Sin embargo, Betanzos detecta en la falta de amistosos una dificultad para complementar la preparación física de los futbolistas. “Lo que nos hace falta en la pretemporada es competir, jugar partidos, que salga un protocolo ya, y poder competir con otros equipos. Cuando juegas contra tu propio equipo, no son lo mismo los conocimientos y la intensidad”; todo ello, con el fin de “saber en qué punto se encuentra el equipo”. En unos recintos donde el cuerpo técnico tiene controlado en prácticamente todo momento a los jugadores, el preparador físico resalta el “magnífico ambiente” en virtud de la cohesión de grupo y el “gran compañerismo que suma siempre” el estar todos juntos. El cóctel perfecto para poder aspirar al reto del ascenso.

Etiquetas
stats