Una multitudinaria pelea obliga a suspender un partido en Hornachuelos

Imagen de archivo de un partido de fútbol.

Nuevo caso de violencia en el fútbol cordobés. En esta ocasión ocurrida este pasado fin de semana en el encuentro que midió al Hornachuelos CF y al filial del Ciudad de Lucena, y que se disputó en la localidad del Valle Medio del Guadalquivir. Eso sí, el mismo no llegó a finalizar, ya que tuvo que suspenderse tras producirse, en la recta final de éste, una multitudinaria pelea en la que acabaron implicados miembros de ambos equipos, además de decenas de aficionados que saltaron de la grada del recinto de Hornachuelos. Así ha quedado expuesto en el acta del partido, un escrito de seis páginas en el que el colegiado ha ido detallando todo lo ocurrido. En lo que se refiere a los propios jugadores, el encuentro finalizó con una amplia lista de amonestaciones. En concreto, 17 futbolistas vieron la cartulina amarilla, al tiempo que 15 acabaron expulsados con roja.

Fue a partir de la hora de juego cuando, al menos según se expone en el acta, comenzaron a producirse los primeros incidentes. En ese momento se produjo la primera expulsión de un jugador local, en este caso, por doble amarilla. Así, en el minuto 67, el árbitro expone que se vio “en la obligación de detener el encuentro debido a que, desde un sector de la grada, identificados inequívocamente” como aficionados del club local por sus “ánimos e indumentaria”, se “lanzan dos mecheros hacia la zona de banquillos del club visitante con intención de golpear a varios jugadores y cuerpo técnico sin llegar a conseguirlo”.

Tras este aviso, el choque continuó “sin mayores incidencias hasta el minuto 89”, momento en el que se desencadena todo. “Entraron al terreno de juego (10-15 aficionados), de los cuales pude identificar como seguidores del club local por sus cánticos durante el encuentro”, y “algunos de ellos propinaron varios puñetazos y empujones hacia jugadores del equipo visitante”, reconoce el árbitro. Además, “al mismo tiempo se continúan lanzando objetos desde el sector donde se encontraban los aficionados del equipo local, tales como hielos, latas, mecheros, escupitajos hacia varias jugadores del club visitante”, añade.

Una trifulca que viene precedida de la segunda expulsión del partido, que corresponde igualmente al cuadro local. Tras ésta se produce una “pelea multitudinaria”, en la que, en los detalles que aporta el árbitro, un futbolista de Hornachuelos “propina varias puñetazos de forma agresiva” y “con ensañamiento” a varios jugadores visitantes. Además, “el delegado del club local lanza un mechero de forma violenta hacia un jugador visitante impactándole en el rostro”. Asimismo, el colegiado también detalla agresiones por parte de los futbolistas del Ciudad de Lucena, con “uso de fuerza excesiva”, lo que desencadena las posteriores expulsiones, de las cuales 10 son para los locales y 5 para los visitantes. Tras todo lo expuesto anteriormente, el acta refleja que se decide “suspender el partido definitivamente”.

Etiquetas
stats