Un decepcionante Córdoba cae por dos goles a cero ante el Recreativo

FOTO: MADERO CUBERO
Los blanquiverdes, en el peor partido de la campaña, vuelven al trabajo el domingo 30 de diciembre

Infeliz Navidad. El conjunto blanquiverde y, muy especialmente, su entrenador Rafael Berges, no encaran el período vacacional como hubieran deseado. Deportivamente, la institución ha cuajado una intermitente primera vuelta –a falta de dos encuentros para la conclusión- que ha tenido su peor cara en El Arcángel ante un presunto hermano. El Recreativo de Huelva consiguió con una buena lectura sumar tres puntos tras marcar en las dos mitades en un encuentro tan positivo para los onubenses como espeso y arrítmico del Córdoba. Para más dolor, por primera vez, los gritos de “Berges vete ya” en las gradas. Algo inquietante a la par que desmesurado.

El Córdoba quiso tocar en la primera mitad y el Recreativo también. Cuando eso ocurre, para lo bueno y lo malo, el partido se enquista en una lucha en la medular que, en cierta medida, obstruye el juego. Pero es que el Córdoba apenas jugó. Demasiado espeso y predecible, los de Berges intentaron una primera triangulación entre Fernández, Pedro y Caballero que no llegó a nada.

A cinco minutos del arranque, y tras un tanteo inicial, Cifu ejecutó el primer disparo sin encontrar arco. Imbuidos ambos conjuntos en una contienda sobre el aro, la lucha de los enemigos se balanceaba para el Córdoba en posesión y para el Recre en empuje. Comprimidos en el centro, la única alternativa de juego la pusieron las trenzadas en corto, el intento de diagonales en largo y los desajustados movimientos entre líneas.

El partido, que vivió quince minutos sin apenas un disparo a portería, se desarrollaba en el más completo aburrimiento. Los locales, con Caballero demasiado atrás para encontrar la jugada arriba, anduvieron faltos de ideas y obligados a buscar un hueco que el Recre no concedió porque siempre buscó el balón persistentemente para poder sacar en jugada rápida una acción de peligro.

En el minuto quince, un conato de disparo lejano de Montoro ya advirtió a Alberto, que pudo ser sorprendido desde los treinta metros. El siguiente disparo, también del equipo rival. Montoro ejecutó una falta en la frontal en el veinte de juego que salió por arriba. Al Córdoba le seguía constando llegar. Caballero, lo intentó con una cabalgada personal pero al pisar área rival apenas pudo continuar.

El primer tiro a puerta tardó en llegar. A tres para la media hora, Valle practicó un lanzamiento desde fuera del área en perpendicular que acabó en las manos de Alberto. El conjunto onubense, especialmente bien defendiendo en línea para provocar el fuera de juego, incomodó a un Rennella y un Vico inconexos entre sí.

Una prolongación de Alexander en el minuto treinta y seis, que se deshizo de pivote y central en el mismo flanco, propició una ocasión que, con la espalda ya ganada, dejó una asistencia a Chuli. El delantero, casi a placer, hizo efectivo el uno a cero en el que fue el segundo disparo a puerta en lo que se llevaba de partido. No quedó ahí la ofensiva rival. De nuevo Chuli, muy correoso y tenaz en presión, a punto estuvo de ponerla de nuevo a uno para el intermedio.

Berges, visiblemente preocupado y, aún sin saber lo que se le avecinaba, optó por sustituir de inicio a un central para meter un hombre de centro del campo. Así, entró López Silva y salió Gaspar, que había sido amonestado con una amarilla en la primera mitad. Con Fuentes como central y Dubabier de lateral, arrancó una segunda mitad en la que los blanquiverdes no cambiaron ni actitud ni estilo.

En dicha lectura, el equipo de Sergi Barjuan, que siempre que tuvo el balón estiró el campo y siempre que lo perdió lo comprimió, volvió a ejercer acción de juego desconectado tantas variaciones se intentaban por parte de los cordobesistas.

Hubo que espera casi un cuarto de hora desde la reanudación a que el Córdoba, muy espeso centrar un balón con cierto critero. Fernández, desde su banda hizo el amago. En la siguiente jugada, entre Caballero y Pedro, este último el mejor de los blanquiverdes, simularon una diagonal que no llegó a término por culpa de la presión oponente.

Sin apenas bascula en el centro del campo, con López Garai y Caballero sin encontrarse, el rival fue adquiriendo más confianza sabedor de que no lo tendría difícil en ese tono. Así, Cifu chutó sin encontrar puerta un minuto antes de que Alberto Aguilar recibiera una amarilla por impedir una prolongación de Chuli. Un minuto después, tras una acción a balón parado lanzada por Rubio, el ex blanquiverde Morcillo, en plancha, remató para hacer subir al marcador el dos a cero.

Con el segundo tanto en el marcador, a quince para el final, Alberto Aguilar, recibió una segunda amarilla por una acción evitable, que el público criticó a voz en grito. Caliente el respetable por el resultado y por el juego, la afición, puso en el aire el cántico de “Berges vete ya” a diez para el final. La contienda acabó con una grada llamativamente hostil después de un decepcionante encuentro. No será una feliz Navidad para el equipo, menos lo será para Berges.

FICHA

CÓRDOBA CF: Alberto, Fernández, Gaspar (López Silva, minuto 46), Aguilar, Fuentes, Pedro, López Garai, Carlos Caballero, Dubarbier, Fede Vico y Rennella (Patiño, minuto 56).

RECREATIVO: Cabrero, Córcoles, Martínez, Morcillo, Cifu, Dimas, Valle (Rubio, minuto 54), Montoro (Granero, minuto 78), Matamala, Chuli y Alexander (Berrocal, minuto 86).

GOLES: 0-1, Chuli (minuto 36); 0-2, Morcillo (minuto 66).

ÁRBITRO: José María Sánchez Martínez (murciano). Amonestó a Gaspar (minuto 18), Morcillo (minuto 45), Montoro (minuto 60), Alberto Aguilar (doble amarilla; minutos 64 y 75), Martínez (minuto 70), Fernández (minuto 76) y López Garai (minuto 85)

INCIDENCIAS: Jornada 19 de Liga. Estadio El Arcángel. Alrededor de 8.000 espectadores. Tarde despejada. Antes de comenzar el partido, se guardó un minuto de silencio en memoria de los abuelos de Joselu y Cristian.

Etiquetas
stats