Cultura inicia los trabajos para catalogar como patrimonio la Fuente del Elefante de Trassierra

La Fuente del Elefante en Trassierra

La Delegación de Cultura y Patrimonio Histórico de la Junta de Andalucía en Córdoba ha iniciado los trabajos para catalogar la Fuente del Elefante, ubicada en la barriada periférica de Santa María de Trassierra, como parte del patrimonio protegido por la administración.

La Fuente del Elefante formaba parte del Aqua Vetus, un acueducto romano, que posteriormente suministró agua a Medina Azahara. Desde el siglo X, el lugar es un paraje de esparcimiento y visita de senderistas. El elefante de este estanque es una obra andalusí comparable a la de Los Leones de la Alhambra, y fue trasladada en 1988 hasta el Obispado de Córdoba, ya que la finca en la que se encontró es propiedad de la Iglesia. En 2013 se instaló en su emplazamiento original una de las dos réplicas que hay en Trassierra, y que es la que ahora se observa en las imágenes.

Ahora, la Junta ha contratado la elaboración de la documentación técnica justificativa para iniciar el procedimiento de catalogación de la Fuente del Elefante. "Dicho trabajo se ha adjudicado a un arqueólogo y la entrega del mismo está prevista antes de que acabe la presente anualidad", señala Cultura en un escrito -al que ha tenido acceso Cordópolis- en respuesta a la plataforma A Desalambrar, que en abril de 2019 reclamó la protección de este paraje, "un espacio natural, antes privilegiado, que además es parte de un patrimonio cultural e hidráulico de gran riqueza".

A Desalambrar cuenta con un grupo específico de trabajo para la defensa de las fuentes y cauces fluviales de Córdoba, que solicitó al Departamento de Catalogación e Inventario de Cultura la catalogación de la Fuente del Elefante. Años antes, en 2016, habían pedido a la Consejería de Cultura que la escultura del elefante se ubicara en el Museo Arqueológico y la Junta respondió que no se podía acceder a lo solicitado ya que la fuente no se encontraba inscrita en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz. De ahí que, posteriormente, se reclamara la catalogación de la Fuente del Elefante, a lo que ahora ha accedido Cultura.

La labor de protección sobre la Fuente del Elefante que pretende la plataforma A Desalambrar no solo se ciñe a la escultura sino al entorno al que pertenecía, que es parte del patrimonio natural, arqueológico y cultural de la barriada de Trassierra.

Ante esa demanda, la Delegación de Cultura informa, respecto al actual estado de consevación de esta entorno, explica que el pasado 15 de octubre, técnicos de esta administración visitaron el emplazamiento y comprobaron cómo por parte de la propiedad de la finca -el Obispado- en la que se encuentra la Fuente del Elefante, se han llevado a cabo "labores de conservación".

Entre ellas, cita que la alberca y las principales estructuras que componen el conjunto habían sido objeto de una limpieza exhaustiva. Igualmente se había desbrozado el entorno de vegetación que invadía las referidas estructuras y se había repuesto el vallado de madera que protege su acceso.

Etiquetas
stats