12 personas se encierran en Ibercaja para negociar sus deudas

Activistas de Stop Desahucios, esta mañana, concentrados dentro de la oficina de Ibercaja. | MADERO CUBERO
Stop Desahucios fuerza una negociación para tratar siete casos, entre los que está el de Francisco José Lema, a la que siguen reclamando 25.000 tras su suicidio

Esta mañana, Stop Desahucios se ha vuelto a encerrar en una oficina bancaria para forzar una negociación. Una docena de activistas de la plataforma junto a afectados por las hipotecas se han encerrado a las 10.oo en la oficina que Ibecaja tiene en Gran Capitán. Como en las anteriores acciones, exigían hablar con un responsable capacitado de la entidad que escuche las demandas de los clientes.

Entre las siete familias que exigían una solución se encontraba la de Francisco José Lema Bretón, el activista de Stop Desahucios que se suicidó el 8 de febrero del año pasado. Una hermana de Lema se ha encerrado hoy en Ibercaja porque la entidad sigue reclamando a la familia los 25.000 euros que pedía a Francisco José. La familia Lema exige a la entidad bancaria que condene la deuda que llevó al suicidio a Francisco José.

Otras cinco familias encerradas esta mañana piden a Ibercaja que acepte la cesión de sus viviendas en pago de las deudas que no pueden afrontar, mientras que la séptima familia afectada reclama una negociación para reestructurar la hipoteca y lograr pagar menos mensualmente para seguir haciendo frente a sus obligaciones hipotecarias.

Tras dos horas y media, la entidad aceptó comenzar una ronda de conversaciones el próximo jueves con un intermediario de la empresa enviado expresamente desde Sevilla, señalan fuentes de Stop Desahucios. En ese momento, los activistas han abandonado la oficina. Fuera les esperaba medio centenar de personas que se habían concentrado en la puerta en apoyo de sus compañeros.

Etiquetas
stats