Montecastillo, escenario íntimo para una mutación

Salida del Córdoba CF hacia Jerez | MADERO CUBERO

Tres sesiones de entrenamiento en el césped, unas cuantas de terapia y mucha convivencia. Entre hoy y el sábado, el Córdoba CF afronta un capítulo crucial en su reconstrucción. Han llegado diez futbolistas nuevos, se han marchado siete y los que se quedan deberán explicar a los recién aterrizados que lo que les espera es una tarea de héroes. Contarán, seguro, con un aliado indispensable: la afición. Cuando esta mañana se montaban los expedicionarios en el autobús, los seguidores blanquiverdes acudían en procesión a las taquillas de El Arcángel para adquirir su entrada o sacarse un abono de media temporada. Ya van por los 12.500 socios, según informó el club, que se marcó como objetivo los 15.000. Con la venta de entradas -se agotó Preferencia y apenas queda papel en los fondos- se prevé el próximo domingo un lleno majestuoso en el estadio. Veinte mil almas arroparán a un Córdoba que se rehace, futbolística y anímicamente, en el hotel Barceló Montecastillo.

Ya quedan atrás los días frenéticos del cambio de la propiedad y el mercado de invierno. El anterior propietario dijo que todo se quedaba igual y que no entraría ni saldría nadie. Al final, el Córdoba ha vivido la mayor convulsión interna en los últimos trece años. El volumen de entradas solo tiene parangón con lo que sucedió en la campaña 2004-05, la del cincuentenario de la entidad. Buscando tranquilidad -y también unos campos decentes para entrenar, porque los de la Ciudad Deportiva dan auténtica pena-, el Córdoba se va a Jerez con el objetivo de regresar con la mente limpia y el objetivo claro. Eso ya lo saben. A lo que van es a encontrar el método para resolver el problema, a consensuar una hoja de ruta para reconducir la trayectoria. El partido del domingo es clave: llega el Barcelona B, a ocho puntos de distancia y con la renta del 4-0 de la ida en en Mini Estadi. Ganar significaría acercarse a cinco puntos de la línea de la salvación. En otro desenlace nadie quiere pensar.

El plantel de Jorge Romero realizará su primer entrenamiento en la tarde del jueves. Estarán todos, incluido el último en llegar, el camerunés Bambock. Para el viernes por la mañana está prevista la segunda sesión, en las instalaciones deportivas de Montecastillo. Todas las prácticas serán a puerta cerrada, persiguiendo el máximo aislamiento y la posibilidad de que los nuevos -cada uno llega de un sitio distinto- se conozcan para hacer grupo. El papel de los capitanes será ahí clave. Uno ya salió en el mercado -Carlos Caballero, al Fuenlabrada- y quedan tres: Alejandro Alfaro, Javi Lara y José Manuel Fernández. El primero coincidió en el Sevilla con José Antonio Reyes, el fichaje más impactante de los últimos días. El internacional de Utrera, con un historial plagado de títulos, llega para ayudar después de entrenar en solitario desde el pasado mes de junio, cuando terminó su contrato con el Espanyol. Reyes se incorpora a la concentración desplazándose directamente desde Sevilla. Lara y Fernández, ambos cordobeses, tratarán de inyectar a todos una dosis extra de entusiasmo por defender un escudo histórico. El domingo, los fichajes podrán ver el poder de El Arcángel en todo su esplendor.

La expedición regresará a Córdoba a primera hora de la tarde del sábado, después de una última sesión de entrenamiento y la clásica comparecencia del entrenador, Jorge Romero, ante los medios. En casa les espera un partido clave en sus aspiraciones de permanencia. La expectación es máxima. Se espera un estadio lleno para ver qué puede dar de sí un Córdoba remozado, con diez caras distintas en el campo para protagonizar una hazaña memorable. Han llegado José Antonio Reyes, Juanjo Narváez, Aythami Artiles, Alberto Quiles, Eneko Jauregi, Quim Araujo, Álex Quintanilla, Jesús Valentín, Bruno Montelongo y Frank Bambock. Los dos últimos están a la espera de poder ser inscritos en la LFP, una vez que el club resuelva con la patronal la ampliación del límite salarial. Se espera que en los próximos días se pueda formalizar el trámite. El nuevo Córdoba se está armando en Montecastillo.

Etiquetas
stats