Crónica

El Córdoba Patrimonio rescata un valioso punto

Jugadores del Córdoba Patrimonio celebrando un gol.

Compleja salida la que tenía que afrontar el Córdoba Patrimonio de la Humanidad este sábado, visitando la cancha de un Manzanares FS Quesos El Hidalgo que, pese a su condición de recién ascendido, quería mostrar la excelente confección de plantilla que había hecho. Por su parte, el propósito de los cordobeses era mantener el buen rumbo competitivo. Pero Josan avisó, como en otras tantas ocasiones, de la necesidad de mantener la concentración durante los 40 minutos. Eso también implica un arranque sólido, que precisamente no tuvo el plantel califal.

Fueron los locales los que quisieron llevar el ritmo de partido en el inicio, y el plan les salió bien. Saltó a la cancha más efervescente el Manzanares, que puso en escena una presión alta y de la que supo sacar una primera oportunidad a los dos minutos, gracias a una contra de Daniel que primero se encontró con el cuerpo de Cristian y acto seguido con la madera de la meta blanquiverde. Bien es cierto que mejoró el Córdoba Patrimonio con las rotaciones, y ahí fue acumulando acciones y disparos de peligro con Caio César o Miguelín, quienes comenzaron a poner a prueba a Dani Juárez. Sin embargo, la inercia en esos primeros compases tenía tono azulón.

Y es que lo cierto es que los manchegos eran los que más estaban proponiendo, sumando además los acercamientos más claros a portería. Uno de ellos se lo apuntó Álex Fuentes, aunque de nuevo su acción se topó con el buen hacer del guardameta cordobés. Con todo, tanta insistencia local iba a acabar teniendo su recompensa. Una gran triangulación de los de Juanlu Alonso acabó en un remate desde la frontal de Álvaro, que hizo el primero de la tarde a puerta vacía. Jarro de agua fría, y no iba a ser el único. Más cuesta arriba se le puso el choque a los de Josan González un minuto después, tras un fallo en la salida de un córner que dejó solo a Humberto ante Cristian, y ahora, con mucha pista para driblar, el jugador local hizo el segundo a placer.

Había que buscar la remontada y dejar atrás las dudas y los errores tácticos. No tardaron los blanquiverdes en conseguir neutralizar la desventaja. Así, acto seguido, un saque de banda de Pablo del Moral lo interceptó a la perfección Shimizu con el pecho y proyectando a continuación una potente volea imposible para el arquero local. Entre el madrileño y el japonés monopolizaron el juego cordobés durante los compases finales de la primera mitad, en busca de una reacción lo más tempranera posible. Es más, el pívot nipón se mostró como el más listo de la clase en una jugada de pillo en la que se plantó solo ante Dani Juárez tras un gran pase en largo de Cristian. Un mano a mano que también salió favorable para el futbolista del Córdoba Patrimonio, que convertía su particular doblete y subía las tablas al electrónico.

El partido iba a rachas. De la electricidad local en el inicio a la reacción visitante en el tramo final. Eso sí, esa última dinámica no acabó por cerrar el primer tiempo, puesto que Daniel lograría poner otra vez la balanza a favor de los suyos en el último minuto. El pívot manchego se revolvió bien y se sacó de la chispera un disparo cruzado que fue directo a la escuadra de la portería.

El paso por vestuarios no hizo que se bajara un ápice del gran ritmo de juego. Las oportunidades continuaban sucediéndose, ahora con menos acierto de cara al gol, aunque seguía siendo el Manzanares el que llevaba la voz cantante en el partido. Más incisivo el conjunto manchego, al tiempo que los de Josan mostraban un rostro más desesperado, conscientes de que jugaban además con el tiempo en contra. Y es que lo único peligroso que conseguía sacar el cuadro califal llegaba de la mano de Shimizu, verso libre de su equipo en esta visita. Los manchegos, por contra, sí que continuaban hilvanando un sólido juego colectivo que merodeaba constantemente el área cordobesa.

En ese contexto, Josan González jugó su última carta con el portero-jugador a falta de cinco minutos para el final. Y llegaron los intentos. Zequi estuvo muy cerca del empate tras un buen pase de Caio, pero no acertó. También Shimizu puso a prueba al meta del Manzanares con un fuerte disparo raso. Y tampoco. El que sí lo haría es Saura, que aprovechó un despeje del portero para devolver las tablas. El grito del pívot se escuchó en todo el pabellón. Y aún restaba más de un minuto por delante. Ahora eran los de Juanlu Alonso los que ponían el juego de cinco. Duelo de iguales y tal que así se llegó a la conclusión. Punto importante por la forma. Y lo mejor, el Córdoba Patrimonio mantiene su racha de encuentros sin perder.

Etiquetas
Publicado el
20 de noviembre de 2021 - 21:17 h
stats