Fede Cartabia, en el foco para bien o para mal

Los jugadores del Córdoba discuten quien tira el penalti | MADERO CUBERO
El argentino erró en el penalti que pudo dar un giro al choque ante el Depor | El jugador se disculpó ante la afición a través de Twitter

“Perdón, gente. Soy el responsable de haber fallado el penalti y no jugar bien”. A través de su cuenta personal de Twitter, Fede Cartabia confesó su estado de ánimo ante los seguidores del Córdoba, que se marcharon del estadio tras el empate ante el Deportivo con negros pensamientos en la mente. Once partidos consecutivos sin ganar ya. El peor arranque que se recuerda y en el momento más inapropiado. El guión del partido pudo haber dado un giro radical si el argentino hubiera transformado el penalti que Mateu Lahoz decretó a los quince minutos. Un forcejeo como hay tantos en las áreas tras una acción a balón parado, pero éste más aparatoso -Helder Postiga sujetó a Pinillos y le tiró de la camiseta-, fue motivo suficiente para que el árbitro se dirigiera al punto fatídico ante los vítores de una afición que intuía muy cerca un momento esperado: el de ver a su equipo ponerse por delante en el marcador por primera vez en toda la temporada en El Arcángel.

Fede Cartabia pateó la pelota con la zurda. Le dio potencia, pero Fabricio le adivinó la dirección y se lanzó con seguridad para evitar el tanto. Por unos segundos, el 10 se quedó paralizado y la grada enmudeció. Luego siguió el partido. Pero no volvió a ser lo mismo. Contó Djukic que la principal tara del Córdoba actual es la “precipitación en los últimos metros”, producto de la “ansiedad” por una situación muy delicada. Ese estado de nerviosismo se pudo detectar en la ejecución del penalti, que tenía algunos candidatos a protagonista. Fede Cartabia agarró la pelota, dispuesto a asumir el rol de lanzador, pero también quería hacerlo Ghilas. El argelino lo intentó, pero no hubo modo. También se sumó al improvisado debate Abel Gómez, en su doble faceta de capitán y especialista en acciones a balón parado. Al final lo tiró Fede y pasó lo que pasó. Quedaba por delante mucho partido. Luego llegaron una superioridad numérica de más de una hora por expulsión de Postiga, un arreón de quince minutos tras el descanso... En definitiva, 0-0, y a seguir peleando. No queda otra. El equipo se ha ejercitado este sábado a puerta cerrada. Ahora llega un buen parón -en medio habrá un amistoso en Málaga- en una Liga en la que Fede Cartabia seguirá siendo protagonista.

La trascendencia del internacional sub 20 argentino es enorme en el Córdoba. En el Valencia era un chico que salía de la cantera en busca de una oportunidad, un meritorio rodeado de profesionales de alto caché al que se le perdonaba casi todo porque representaba la efervescencia de la juventud. De eso hace apenas unos meses. Ahora es una referencia clave en el Córdoba, un recién ascendido que persigue la permanencia. Bien lo sabe Djukic, que le dio la alternativa en la ciudad del Turia y ahora ha protagonizado un curioso reencuentro en la ribera del Guadalquivir. Todos le miran a él. Y tiene 21 años. Después del meta Juan Carlos y del central Íñigo López, Fede es el futbolista que más minutos ha disputado con la blanquiverde este curso. Ha estado en todos los partidos exceptuando el que el Córdoba disputó en Mestalla ante el Valencia, que vetó su alineación por contrato. Llegó cedido y con una opción de compra por el Córdoba que asciende a ocho millones de euros. Está por aquí de paso. Y la gente espera de él que sea el líder que fabrique la gesta de la salvación, un mesías juvenil que se comporte con madurez y haga exactamente lo que se debe hacer en cada instante. La 'joya de Bombal' es un futbolista en formación en un equipo, el Córdoba, que sigue en construcción. ¿Dará tiempo a terminar la obra?

Etiquetas
stats