Un adiós esperado: Ryder Matos vuelve a la Fiorentina

Ryder Matos protege el balón ante James en el Real Madrid-Córdoba. | MADERO CUBERO
El Córdoba anuncia la salida del brasileño, que sigue los pasos de Mike Havenaar y retorna a su club de procedencia | Apenas jugó cuatro partidos oficiales, uno tras la llegada de Djukic

Apenas vistió la elástica blanquiverde, que no lucirá más. Ryder Matos (Seabra, 1993) ya no es futbolista del Córdoba, que anunció este sábado el regreso del brasileño a su club de procedencia. El atacante vuelve a la Fiorentina, equipo del que llegó cedido el pasado verano, después de un primer tramo de campeonato en El Arcángel en el que no gozó de demasiadas oportunidades. En ese período, en el que se mantuvo ligado al conjunto califal, sólo participó en cuatro encuentros oficiales, tres de Liga y uno de Copa. Este último fue el único que jugó de la mano de Miroslav Djukic, que no contó con el jugador, como tampoco hiciera con el Mike Havenaar. Tras la del nipón, la del media punta es la segunda salida que se produce en el club en un mercado de invierno en el que todavía realizará unos cuantos movimientos más.

“El Córdoba CF agradece a Matos su profesionalidad y esfuerzo y le desea suerte en su futuro profesional”, indica la entidad en el breve comunicado que publicó en su web oficial para confirmar una baja esperada, pero que tardó en ser un hecho. La situación del futbolista estaba clara desde antes de que se produjera el cambio de año y hace algo más de una semana Pedro Cordero señalaba que su salida era “inminente”. No fue tan rápido, a pesar de que el brasileño buscaba ya un nuevo rumbo para lo que resta de campaña. Sus últimos días en Córdoba fueron curiosos, ya que después de abandonar los entrenamientos, retornó al trabajo con el resto del grupo esta semana. En ese sentido, Djukic afirmaba en sala de prensa, en su comparecencia previa al duelo con el Éibar, que esperaba que el asunto se resolviera pronto.

Y así fue. Finalmente, Ryder Matos pone punto final a su etapa en el Córdoba, la cual acaba con amargo sabor de boca. Comenzó el curso con la titularidad en el Santiago Bernabéu y repitió en el once en la segunda jornada ante el Celta. En la quinta, salió desde el banquillo en Mestalla. Ésta fue la última aparición con la blanquiverde de un jugador que con Djukic dejó definitivamente de contar y apenas disputó el partido de ida de Copa en Granada. Esa noche, en Los Cármenes, completó los 90 minutos del choque, que a la postre sería el último con el cuadro califal. La competencia en la segunda línea de ataque dificultó que pudiera gozar de mayor protagonismo en el equipo. Ahora, habrá de encontrar su lugar en la Fiorentina o quizá en otro conjunto al que pueda marchar nuevamente en calidad de cedido. El Palmeiras brasileño pretende hacerse con sus servicios, según medios del país natal del atacante.

Etiquetas
stats