Blow Up nos sumerge en 'La Isla', de Tiago da Cruz

.
La sala cordobesa exhibe una reflexión fotográfica sobre el aislamiento

Tiago da Cruz (Caldas da Rainha, 1976)

es un fotógrafo portugués que reside en Algeciras (Cádiz) desde hace 13 años. En el rincón de la Península, empezó a enfocar y a fijar en imágenes lo que le pasaba por delante. “Al principio no tenía ningún proyecto concreto pero iba buscando personajes en espacios extraños de la noche”, explica por teléfono. Pero aquel trabajo a la deriva comenzó a encauzar un discurso en 2007, cuando el artista se planteó hacer un proyecto más cerrado. Su idea cuajó en La Isla, el nombre la exposición que Blow Up (Huerto de San Pedro El Real, 2) inauguró el viernes pasado.

“La idea era abarcar todo el Campo de Gibraltar buscando los lugares y los sitios idóneos, pero también incorporando más los retratos de esos personajes que componen los espacios y en los que se ve su carácter aislado, propio de la gente de por aquí [Algeciras]. Y de ahí el nombre de la muestra, La Isla”, continúa Da Cruz. Rostros severos, gestos pétreos, miradas duras, composiciones clásicas, casi tenebristas y primeros planos componen el catálogo humano de la muestra. “El nombre de La Isla también viene del hecho de que Algeciras, en árabe, significa la isla verde”.

La realización del proyecto se prolongó durante cuatro años. En este tiempo La Isla terminó tomando la forma de un libro. “Al principio no me había planteado esta posibilidad, pero junto al colectivo Ufca vimos que era posible publicarlo y me interesó mucho el diálogo que se establecían entonces las dos páginas contrapuestas”, recuerda el autor. El libro se publicó en 2012 y poco más tarde el colectivo Imagen, de Fuengirola, se encargó de la producción de la exposición posterior.

Esa doble lectura, ese diálogo entre imágenes al que están obligadas las fotografías que se publican en un libro, se llevó también a la exposición posterior, manteniéndose así las parejas de imágenes en la muestra. “A veces las dos imágenes no tienen relación pero me gusta que cada persona que las ve les dé su propia interpretación. Me gusta eso de poder jugar un poco con el espectador”, termina Da Cruz.

Etiquetas
stats