“Trabajaré de lo que sea, pero dos meses me dará para poco”

Solicitantes de empleo  en el centro cívico Arrabal Sur. | MADERO CUBERO
Comienza la selección para los 900 contratos a parados en riesgo de exclusión social que oferta el Ayuntamiento dentro del programa de la Junta

Al final, todo son cifras. María Dolores Usera tiene 42 años, es madre soltera de un hijo de 11, no trabaja desde 2010, tampoco cobra ninguna prestación social y ya debe tres meses de alquiler de su piso del Sector Sur. Lola, como la llaman sus amigos, resume en números su vida a las puertas del centro cívico Arrabal Sur. Allí ha presentado esos mismos dígitos a los funcionarios del Ayuntamiento para optar a uno de los 900 empleos que oferta el Consistorio a los cordobeses que lleven 12 meses en paro (de los últimos 18) y que estén o en exclusión social o en riesgo de caer en ella.

Más cifras. Los 900 contratos tendrán una duración de dos meses y prevén un salario medio de 707 euros al mes por labores de limpieza, principalmente en colegios de la ciudad, pero también en otras zonas verdes, recordó el portavoz del equipo de gobierno. “me da igual, que me den lo que sea. Yo ya no puedo más”, cuenta María Dolores, que vive gracias a la ayuda de sus familiares, a pesar de que algunos también están en paro. “Sé que con dos meses y 1.400 euros tampoco arreglaré nada porque luego todo seguirá igual. Pero bueno...”, reconoce resignada.

También está desesperado David Arenas, otro de los solicitantes de empleo en este programa municipal impulsado por el Decreto contra la Exclusión Social de la Junta de Andalucía. david aporta sus propios números: tiene 31 años, lleva cuatro en desempleo y sufre una minusvalía psíquica del 65%. Acompañado de su madre, afirma no cobrar ninguna ayuda, tampoco por su minusvalía. “A ver si sale esto. A mí me gustaría hacer algo de jardinería”, dice.

Los trabajadores que sean seleccionados trabajarán un total de 25 horas semanales, de las que cinco horas tendrán que dedicarse a formación. Para ser seleccionados, los aspirantes deberán acreditar que su unidad familiar está o en exclusión social o en riesgo de llegar a ella a través de un informe de un técnico de los servicios sociales municipales. Los ingresos del conjunto de los miembros de la unidad familiar tienen que ser inferiores a 1,5 veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (Iprem), que actualmente están en 6.390 euros por año.

La gestión de estas ayudas que está haciendo el Ayuntamiento ha recibido la protesta de plataformas de parados como Haz tu futuro que critica la “ineficacia en la gestión y en la ejecución del programa”. Este colectivo señala que hay requisitos imprescindibles como el certificado del Servicio Andaluz de Empleo, que no se pueden entregar en el plazo establecido porque, afirman, “se están dando las citas para el día 20”. Haz tu futuro anuncia movilizaciones para visibilizar su protesta.

Etiquetas
stats