Suspendida la subasta de la sede de Juana Martín

Imagen de la diseñadora cordobesa Juana Martín | MADERO CUBERO
La diseñadora y el banco ultiman un acuerdo y logran un aplazamiento en los juzgados

Esta mañana estaba prevista la subasta de la sede de la empresa de la diseñadora Juana Martín, ubicada en la calle Don Rodrigo de la capital cordobesa, y otro inmueble anexo. La subasta se iba a llevar en los juzgados por un valor de tasación de 1,3 millones. Finalmente, ha sido suspendida en el último momento, después de que las partes alcanzaran un principio de acuerdo. La ejecución hipotecaria, comunicada por edicto judicial con fecha del 3 de julio, y avanzada por este periódico, se produce para responder a una deuda de la empresa Juana Martín Andalucía S.L. con La Caixa por valor de 684.502 euros, señala el edicto, que fija un importe de consignación de más de 31.000 euros para poder participar en la puja por los bienes. Es la Caixa la que está intentando llegar a un acuerdo con Juana Martín.

Según consta en la documentación judicial, los bienes que iban a salir a subasta son la casa ubicada en la calle Don Rodrigo, de Córdoba, donde se localiza la sede de la empresa, que cuenta con una superficie de 218 metros cuadrados, y cuyo valor de tasación es de 633.343,50 euros, y un inmueble anexo, situado en la calle Carlos Rubio “que se compone de piso bajo y principal, patio, un reducido solar o corralito y otro solar o corral algo mayor con puerta directa a la calle, a la derecha del edificio, con el cual se comunica, que se extiende desde la línea de fachada hasta el testero” del que no se especifica la superficie, pero sí el valor de tasación: 667.156,50 euros.

El anuncio de la subasta de la sede en Córdoba es otra mala noticia para la diseñadora cordobesa, que desde el pasado año se encuentra imputada por las ayudas, sin justificar, que presuntamente recibió de la empresa de capital riesgo Invercaria, creada por la Junta de Andalucía y que, según lo publicado en su día, entró en el accionariado de la sociedad de la diseñadora con un 30% del capital social. El caso se encuentra en el juzgado de Instrucción, número 16, de Sevilla y los delitos por los que en su día respondió la diseñadora cordobesa fueron los de malversación, falsedad documental, alzamiento de bienes y delito societario.

Acerca de esta cuestión, la diseñadora ha defendido en todo momento su inocencia y, en sus declaraciones ante el juez, señaló que entró en Invercaria por la petición del exconsejero de Innovación y Empleo Francisco Vallejo, al que conoció después de un desfile. Martín reconoció haber recibido de Invercaria un préstamo personal de 50.000 euros, además de otros 120.000 euros más para su empresa.

Etiquetas
stats