FOTOGALERÍA | El confinamiento deja un manto verde en la plaza del Cristo de los Faroles

Imagen actual de la plaza con el Cristo de los Faroles | ÁLEX GALLEGOS

El confinamiento ha hecho posible que la capital cordobesa muestre imágenes que parecen auténticas postales sacadas de otros tiempos muy lejanos. La ausencia del paso de viandantes y de servicios habituales de cuidado de la vía pública, junto a la lluvia de esta primavera, ha dejado una estampa verde entre el empedrado que rodea al Cristo de los Faroles.

La hierba ha crecido sin tener freno y la imagen de la plaza de Capuchinos, además de desierta de personas en este estado de alarma, aparece ahora con un verdor que vuelve la mirada a tiempos no conocidos en la memoria reciente de la capital.

Etiquetas
stats