Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
La portada de mañana Sábado, 15/06/2024

Así votó Córdoba: 2011

Así votó Córdoba en 2011

Rafael Ávalos

0

El 22 de mayo de 2011 tuvieron lugar las novenas elecciones municipales en España después del franquismo. Y por primera vez desde 1979 coincidieron en año con unos comicios generales. Fue tras la decisión del Gobierno, entonces del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y presidido por José Luis Rodríguez Zapatero, de adelantar el proceso. Aunque éste se desarrolló meses después de que los ciudadanos acudieran a las urnas para conformar el ayuntamiento de cada una de las localidades del país. A modo de contexto nacional, se vislumbraba un nuevo cambio de poder y éste se acabó por dar en noviembre cuando el Partido Popular (PP) obtuvo la mayoría absoluta con Mariano Rajoy al frente.

Pero en estas líneas interesa lo ocurrido electoralmente en ámbito local. De entrada, en Córdoba capital hubo varias circunstancias relevantes en esta ocasión. La primera, la aparición de un partido liderado por el empresario Rafael Gómez. Se llamaba Unión Cordobesa (Ucor) e irrumpió con energía. La otra, el desencanto que se produjo entre los votantes de Izquierda Unida-Los Verdes-Convocatoria por Andalucía (IU-LV-CA) debido a la marcha de la alcaldesa, Rosa Aguilar, la legislatura de 2007. La regidora dejó de serlo en 2009 para convertirse en consejera de Obras Públicas y Vivienda de la Junta de Andalucía, en manos del PSOE. De por medio, la candidatura de la ciudad para la Capitalidad Cultural Europea de 2016. El título se lo llevó San Sebastián unas semanas después de los comicios.

El PP logra su mejor resultado histórico

Cabe recordar, además, que IU-LV-CA mantenía la Alcaldía de Córdoba gracias a un pacto con el PSOE. Porque el triunfo en las urnas en 2007 fue en realidad para el PP, que rozó una mayoría absoluta que terminó por conseguir cuatro años después… Los populares, por tanto, afrontaron las elecciones municipales de 2011 en posición de ventaja electoral respecto de sus rivales políticos. Una superioridad en votos que vino a reforzarse el 22 de mayo de ese año. Antes de repasar los resultados, la ciudad vivió en esta ocasión la tercera mayor participación en este tipo de comicios a lo largo del actual período democrático. La teoría tantas veces repetida dice que cuando se rebaja la abstención, la izquierda se ve favorecida. Sin embargo, en la práctica un hecho no determina otro en la capital.

Esto último ya se vio en otras citas y se repitió en ésta. Un 63,48% de los ciudadanos llamados a votar cumplieron con su derecho. Y lo cierto es que el incremento de la participación, que fue de casi ocho puntos respecto de 2007 -entonces, un 55,77%-, no evitó el ascenso del PP. De hecho, la formación obtuvo el mejor resultado histórico en Córdoba con un 50,07% de las papeletas. Tan positivo fue el registro que sólo lo supera, todavía en la actualidad, el logrado por el PCE en 1983 (57,97%). Fue así como los populares alcanzaron por primera vez la mayoría absoluta en la ciudad. Con José Antonio Nieto como cabeza de lista, por segunda vez, sumaron 16 concejales de los 29 a elegir. Si la cara de la moneda fue para el partido del charrán en su logotipo, la cruz fue para Izquierda Unida.

La coalición sufrió el efecto de la salida de Rosa Aguilar. Ya le sucedió en 1987 tras la marcha un año antes de Julio Anguita. Por si fuera poco, le perjudicó el surgimiento de Ucor. Así, la formación se vio en sus cifras mínimas desde 1979. Después continuaría con su decrecimiento. En definitiva, IU-LV-CA cayó a un 15,21% del escrutinio y a una representación de cuatro concejales. No fue siquiera segunda fuerza, un papel que en esta cita asumió el partido creado por Rafael Gómez. Unión Cordobesa consiguió un respaldo de un 15,62% de los cordobeses y se hizo con cinco ediles. Mientras tanto, el PSOE prosiguió con su récord negativo en cuanto a miembros en el Consistorio, con sólo cuatro. Logró sólo un 12,31% de los votos. Andrés Ocaña y Juan Pablo Durán, a todo esto, fueron los candidatos de las izquierdas. No es necesario decirlo pues ya se deduce, pero José Antonio Nieto fue el nuevo alcalde de la capital.

… también en la provincia: acaba la hegemonía del PSOE

A nivel provincial también creció la participación, que de nuevo se situó por encima del 70%, por mucho que fuera mínimamente. El 70,03% de los cordobeses votaron en sus distintos municipios en una jornada que marcó un hito en este período democrático. Después de casi 30 años, el PSOE perdió la hegemonía en la totalidad del territorio de Córdoba. Ocurrió en número de votos y en el poder dentro de la Diputación Provincial. Curiosamente, los socialistas sumaron más concejales en el cómputo global. Fueron el segundo partido en el escrutinio, con un 28,17%, pero lograron casi 100 ediles más que los populares. Llegó a los 378 de los 911 que había en juego y el motivo, como ya se explicó antes, es que la representación se da en base a circunscripciones, en este caso las localidades.

Sea como fuere, el PP tocó su techo electoral en la provincia al obtener un 37,78% de las papeletas en el conjunto de los municipios. Es decir, aventajó en más de nueve puntos al Partido Socialista. Ese histórico dato, no obstante, le reportó 286 concejales, menos que su rival político. Por otro lado, IU-LV-CA acabó como tercera fuerza con un 17,34% del escrutinio. En número de ediles también ocupó esa posición al acumular un total de 151. Y como en ocasiones precedentes, resulta interesante mencionar a una cuarta formación. Ésta es el Partido Andalucista (PA), que volvió a perder terreno. Eso sí, mantuvo una significativa presencia en la provincia mientras en la capital no la tenía desde 1983 -contó con cinco representantes en el Ayuntamiento en 1979 y hasta ese año-.

Los andalucistas, por cerrar el capítulo de datos, lograron un 5,64% de los votos y aglutinaron 54 concejales en el cómputo global. Con todo, donde más se dejó sentir el vuelco electoral en este ámbito fue en la Diputación, que hasta la fecha sólo había sido gobernada por la Unión de Centro Democrático (UCD), entre 1979 y 1983, y el PSOE, entre 1983 y 2011. El poder lo tomó esta vez el PP al contar con mayoría gracias a los 14 escaños que sumó. Acabó así la hegemonía socialista en la provincia: la formación quedó en la oposición con ocho diputados. Mientras, IU-LV-CA obtuvo tres. Pero, ¿no faltan dos asientos por asignar hasta llegar a los 27? Sí, son los que consiguió Ucor merced a su notable resultado en capital. Por cierto, la institución la presidió María Luisa Ceballos.

Etiquetas
stats