Un décimo de Quinto Premio que sabe a Gordo de Navidad

Agustín Hidalgo y su mujer enseñando el número premiado a los fotógrafos | MADERO CUBERO

Agustín Hidalgo, dueño de la administración mixta de Lotería de la avenida 28 de febrero de Córdoba, ha llegado cuando era cerca de la una de la tarde a su negocio. Allí ya se agolpaban algunos vecinos preguntando por el Quinto Premio de la Lotería de Navidad que acababa de caer. "Solo es un décimo pero dentro de la crisis, al menos, hay una familia a la que le va a venir muy bien", señalaba. Un décimo. 6.000 euros. Un pellizquito de lo más agradable.

"Se ha vendido por terminal", explicaba el lotero. "Lo bueno que tiene el terminal es que la gente pide el número de manera expresa y suele ser de puestos muy famosos como el de Doña Manolita, en Madrid, o el de la Bruixa de Sort, en Lérida. Mucha gente llama pidiendo lotería de Barcelona, Madrid, Tenerife. Anoche mismo, hasta las 21:30, nos seguían llamando de fuera de Córdoba pidiéndonos números", señalaba Hidalgo.

"¿Te ha tocado algo? A mí nada. ¿Pero qué número es? No sé míralo en Google". Conversaciones así entre dos señoras ocurrían dentro de la administración. Incluida aquella en la que una mujer se acercaba a otra, justo delante del periodista, y le confesaba: "A mí me acaban de tocar 4.400 euros de la Primitiva y no me enteré hasta ayer, así que estoy contenta". Acto seguido, se daba media vuelta y se iba con una sonrisa de oreja a oreja.

"Efectivamente, el sábado pasado dimos 4.400 euros en un premio de cinco aciertos de la Lotería Primitiva y la familia no se percató hasta que días después registró el boleto en la máquina", comentaba después Hidalgo. No es el primer premio que entrega este despacho de tabaco y prensa, abierto en 1971 y que desde 2002 también vende lotería. "Hace año y medio dimos 1,1 millones de euros en la Quiniela y luego entregamos 30.000 euros del Euromillón. También hemos dado premios menores todos los meses, añadía.

Mientras el premiado con este Quinto de la de Navidad decide acercarse o no a la Administración, Hidalgo espera que la repercusión lograda anime a los clientes de cara a la Lotería de El Niño. Y que, incluso, pueda darse alguna carambola como la que avanza Hoy al día: el Gordo que le ha tocado a la cantaora Pili Acaíñas y el guitarrista Juan Carlos Risquez. Ambos compraron su décimo a medias en Madrid -donde se ha vendido íntegro el número agraciado- y se lo llevaron a Pozoblanco, donde ha terminado cayéndoles 400.000 euros.

Etiquetas
stats