Cajasur aporta 10,5 millones al beneficio de Kutxabank

Oficina central de Cajasur en Córdoba. | MADERO CUBERO
El grupo bancario logra un beneficio consolidado de 144,2 millones de euros durante el primer semestre del año, un 17,5% más que en el mismo periodo de 2015

CajaSur Banco, con sede en Córdoba e implantación en Andalucía, ha aportado un total de 10,5 millones de euros al beneficio logrado por el Grupo Kutxabank durante el primer semestre del presente año 2016, que ha alcanzado un beneficio consolidado de 144,2 millones de euros, lo que supone un 17,5 por ciento más con respecto al mismo periodo de 2015.

Según ha informado CajaSur a través de una nota de prensa, banco instrumental de Kutxabank, "se trata de un resultado sostenible, con un crecimiento recurrente que se compara favorablemente con la media del sector", en cuanto a los resultados logrados por el grupo.

La entidad ha destacado que, en un escenario de tipos de interés "adversos", de "volatilidad" en los mercados financieros y de capitales, y a pesar del "impacto" de la renegociación de determinadas cláusulas suelo de CajaSur, en los seis primeros meses del ejercicio ha superado las previsiones gracias "al impulso del negocio bancario, favorecido por un elevado volumen en la nueva contratación de productos financieros, así como por la contribución positiva y recurrente de la cartera de participadas".

Kutxabank ha destacado que la reducción de costes y la "menor necesidad" de dotaciones, a causa de la reducción de los activos dudosos e improductivos en más de 1.000 millones de euros en un solo año, también han contribuido al resultado semestral, en el que se percibe de nuevo "una acusada mejora de las ratios de morosidad y rentabilidad".

La entidad ha subrayado que, con una mejora en la evolución de los recursos de clientes y de la inversión crediticia, el volumen de negocio de clientes ha alcanzado los 100.678 millones, con un incremento anual del 1,2%.

El total de los recursos de clientes gestionados ha alcanzado los 55.549 millones, un 1,5 por ciento más que en 2016, gracias a la evolución de las redes de negocio, en especial de la red minorista, cuyos recursos se han incrementado un 1,8 por ciento, resultando que los productos que mejor comportamiento han mostrado han sido los fondos de inversión y el ahorro a vista, epígrafe cuyo saldo ha crecido en las redes de negocio un 8,8 por ciento.

Los recursos fuera de balance han crecido un 3,7 por ciento, gracias, según ha apuntado, al destacado crecimiento de sus dos gestoras, Kutxabank Gestión y Fineco. Ha destacado que las gestoras de Kutxabank se han mantenido como líderes en captaciones netas, con entradas por valor de 678 millones.

INVERSIÓN CREDITICIA

El banco ha indicado que el "fuerte avance" de la demanda solvente de financiación ha permitido que la Inversión Crediticia haya crecido un 0,7 por ciento anual, por lo que se muestra "un cambio de tendencia" en línea con la mejora económica del entorno.

Esta positiva evolución se ha apoyado en el "fuerte incremento" de la actividad comercial, en un entorno de "notable recuperación" de la demanda, tanto de particulares como de empresas, y con los préstamos hipotecarios y la actividad en empresas como "palancas fundamentales de crecimiento".

Kutxabank ha destinado en este periodo un total de 4.959 millones a responder a las necesidades de financiación de las empresas, tanto para grandes corporaciones como para Pymes. En concreto, ha indicado que la financiación para inversiones productivas de las pymes se ha elevado un 48 por ciento. Mientras que la financiación destinada a la adquisición de viviendas, ha crecido un 40 por ciento, por encima de la media del mercado en todas las zonas en las que está implantada la entidad.

Por otra parte, los préstamos personales concedidos han superado los 120 millones, lo que supone un crecimiento del 31 por ciento, con una aportación progresiva de la financiación personal suscrita a través de los canales digitales, que ha crecido un 52 por ciento en el caso de la Banca online. Las nuevas pólizas en seguros han aumentado un 29,7 por ciento, lo que le ha permitido aumentar su cuota de mercado.

MARGEN DE INTERESES

La entidad ha destacado también que en un entorno en el que continúa "la presión a la baja" de los tipos de interés, el margen de intereses ha alcanzado los 287,4 millones. En este sentido, ha señalado que el "importante" impulso comercial y una "adecuada" gestión de precios, han permitido superar las previsiones de evolución del citado margen.

Los ingresos por servicios han alcanzado los 172,2 millones, que supone una bajada del 5,2 por ciento respecto al ejercicio precedente. El banco ha destacado, en esta partida, la evolución de la actividad de medios de pago, que ha crecido un 10,1 por ciento.

CARTERA DE PARTICIPADAS

Por su parte, la cartera de participadas ha mantenido "su habitual ritmo de contribución recurrente" a los resultados. Los ingresos por dividendos y de puesta en equivalencia se han elevado hasta los 86,8 millones, un 112,7 por ciento más que el ejercicio precedente.

Asimismo, ha subrayado que los ingresos obtenidos por la habitual rotación de participaciones han alcanzado los 28,4 millones, cifra "notablemente inferior" a la de 2015, en el que se produjeron los resultados extraordinarios por la salida a bolsa de Euskaltel.

Por otra parte, el banco ha hecho hincapié en la aportación recurrente de la actividad de seguros, que mejora en un 14,5 por ciento. Por su parte, el apartado referido a Otros Resultados de Explotación, se ve penalizado respecto al año pasado, por el coste del Fondo Único de Resolución, que en 2016 se ha registrado en el primer semestre y no en el cuarto trimestre, como ocurrió en 2015. El margen bruto ha alcanzado los 610,2 millones, un 0,6 por ciento más, aunque en términos homogéneos el incremento sería de un 2,2 por ciento.

Los gastos de Administración del Grupo financiero han caído un 5,8 por ciento, con una rebaja del 8,3 por ciento en los gastos generales, y del cinco por ciento de los gastos de personal. El margen de explotación se sitúa en los 254,8 millones de euros.

Por otro lado, el Grupo ha manifestado que mantiene su tradicional "política de prudencia" en el registro de provisiones, que se sitúan en línea con el presupuesto. En concreto, ha apuntado que la positiva evolución económica, y la reducción de activos improductivos permite que los saneamientos realizados se sitúen en los 126,8 millones, un 57 por ciento menos que en el primer semestre de 2015.

TASA DE MOROSIDAD

Kutxabank ha precisado que la caída de más de 1.000 millones en el saldo de activos dudosos ha motivado que su tasa de morosidad haya continuado descendiendo, ya que se ha situado en el 7,41 por ciento, 191 puntos básicos menos que en junio de 2015, y 243 puntos por debajo de la media del sector (9,84 por ciento). Exceptuada la ligada al riesgo promotor, la mora del Grupo ha quedado fijada en el 4,6 por ciento, mientras que la mora hipotecaria residencial se ha situado por debajo del 3,6 por ciento.

Según ha destacado, de acuerdo a los últimos datos disponibles de marzo, el grupo se mantiene a la cabeza del sector financiero español en términos de solvencia, y está en la "mejor posición" para afrontar los actuales test de estrés, con un Core Capital 'phased in' que se situaba en el 14,61 por ciento, 14,03 en su versión 'fully loaded', y una ratio de apalancamiento del 8,87 por ciento, muy por encima de la media del sector.

Asimismo, Kutxabank ha mejorado su ratio de rentabilidad. El coeficiente ROE se ha situado en el cinco por ciento, tras mejorar 143 puntos básicos sobre junio de 2015. Además, está participando de forma activa en la creación de la plataforma única de pagos impulsada por la banca española 'Bizum' y, en la actualidad, más del 31 por ciento de los clientes del banco opera de forma prioritaria por Internet y el 75 por ciento de los usuarios de entre 45 y 54 años no visitan las oficinas para su operativa financiera básica.

Etiquetas
stats