La fiesta del aprendizaje en el césped

El Club Domcor, que dirige el futbolista Domingo González, celebró este miércoles su presentación de temporada entre juegos y con la presencia de López Silva y Carlos Caballero

En ocasiones, los mayores olvidan que lo más importante a esas edades es la correcta formación en valores como el respeto o el trabajo en equipo. La educación lo es todo y el deporte es una magnífica vía cuando de niños se trata. El espíritu competitivo, que también es necesario –siempre en su justa medida-, queda en un segundo plano. Más aún si en relación al aprendizaje está la diversión. Con ese doble propósito surgió el Club Deportivo Domcor, que dirige Domingo González y que este miércoles disfrutó de una jornada muy especial. La escuela de fútbol que dirige el zaguero cordobés, ahora en el Martos tras su segunda etapa en el Lucena, celebró su presentación de campaña entre balones y con invitados significativos. En definitiva, los más pequeños y también sus padres gozaron de una auténtica fiesta con la que dar pistoletazo de salida a su nuevo curso. Aunque los entrenamientos comenzaron días atrás.

A las 17:30, los chicos que forman parte del Domcor iniciaron sus prácticas en el campo de las instalaciones del Guadalquivir. Los niños realizaban entonces los ejercicios que Domingo y el resto de preparadores les solicitaban. Respondían con eficiencia y sobre todo con muchas sonrisas dibujadas en sus rostros. Pero lo que quizá no sabían es que rato después iban a compartir escenario con dos futbolistas del Córdoba. Por el terreno de juego aparecieron sobre las 18:00 López Silva y Carlos Caballero, que disfrutaron con la diversión de los más pequeños. El onubense y el madrileño hicieron las delicias de los jóvenes jugadores de la escuela, que van desde la categoría bebé a la cadete. Los blanquiverdes firmaron autógrafos en camisetas, botas o donde hiciera falta y se fotografiaron con todos los chavales que lo solicitaron.

La presencia de los futbolistas del Córdoba fue el colofón perfecto para una tarde en la que el Domcor inició oficialmente su temporada de aprendizaje. A la presentación, que fue sencilla pero especial para los niños, también asistieron el delegado de Juventud y Deportes de la Diputación, Martín Torralbo, y el concejal de Deportes, Educación e Infancia y Juventud y presidente del Instituto Municipal de Deportes, Antonio Rojas, que aprovecharon para dar su apoyo a una iniciativa dirigida principalmente a la formación de los más pequeños en valores, como el espíritu deportivo que debe primar también a nivel profesional. "El objetivo es que los niños disfruten y lo pasen bien. Es algo educativo, no venimos con el afán competitivo sino a enseñar", indica en ese sentido Domingo, el encargado de arrancar una sonrisa a los chicos que entrenan con él gracias a los juegos con el balón.

Ésta no es la primera temporada en la que funciona el Domcor, que encara la nueva con un incremento de jóvenes jugadores. "El año pasado éramos unos 70 niños y éste han aparecido 25 bebés, algo que me ha sorprendido. En total están entre 80 y 90", señala el central, que compagina su rutina como futbolista y con la dirección de los pequeños. Porque el fútbol más allá de las categorías profesionales y también tiene una importante vertiente de formación y diversión a partes iguales.

Etiquetas
Publicado el
3 de septiembre de 2015 - 00:22 h