Sigue la tregua: la primavera astronómica se despide en Córdoba con máximas por debajo de los 30 grados

Turistas pasean por Córdoba el pasado mes de mayo

0

La recta final de la primavera en Córdoba, al igual que en el resto de Andalucía, está siendo una suerte de regalo tardío. El brusco descenso de las temperaturas, con una diferencia en las máximas de más de 10 grados a lo largo de la semana, ha venido a retrasar el refrán de mayo y el sayo. La jornada del jueves, salpicada puntualmente por algunos chubascos de cierta intensidad que conseguían remontar la depresión del Guadalquivir, dejaba además un registro de 24.1 °C de máxima. Nada que ver con los 36.5 grados alcanzados a comienzos de semana. La llegada hasta la mitad occidental de la Península de una vaguada acompañada de aire frío en altura ha sido la responsable del aumento de la inestabilidad vivido en las últimas horas. Esta dinámica se mantendrá durante buena parte del fin de semana, que aunque vaya a despedirse momentáneamente de las precipitaciones, sí que empujará el auténtico calor veraniego hasta después del cambio de estación.

Tregua veraniega: temperaturas a la baja entre chubascos y tormentas

Tregua veraniega: temperaturas a la baja entre chubascos y tormentas

Aunque la lluvia marcará el inicio del fin de semana en forma de chubascos que incluso podrán ser de carácter tormentoso, la tendencia a una mayor estabilización de la atmósfera cordobesa dejará unas jornadas de sábado y domingo mucho más apacibles. La DANA formada entre las jornadas del jueves y el viernes volverá a reintegrarse en la vaguada atlántica desde el mediodía del sábado. Con esto las lluvias dirán un "hasta pronto" para dejar un fin de semana de ambiente mucho más estable. Desde la tarde del sábado los chubascos remitirán rápidamente en toda la provincia, dejando eso sí el ambiente fresco vivido en las jornadas de atrás.

Las temperaturas serán las protagonistas del último fin de semana de la primavera, ya que al menos hasta la tarde del sábado no volverían a alcanzar o superar los 30 grados en ningún punto de la provincia. Aunque las máximas vayan a experimentar un ascenso durante la tarde del viernes 18, éstas llegarán tan sólo hasta el entorno de los 27 a 28 grados en el valle del Guadalquivir. El norte y el sur de la provincia rondarán los 25 grados durante una jornada que comenzará relativamente fresca, en el entorno de los 15 a 16 grados de mínima en la mayor parte de la provincia, aunque con una importante humedad relativa que aumentará la sensación de bochorno.

Las mínimas sí que experimentarán un importante descenso durante la madrugada del sábado. Con la entrada del aire frío en altura, y con la menor presencia de nubosidad, las temperaturas caerán hasta los 10 a 11 grados en el norte de la provincia y los 12 a 13 grados en el resto. Noche relativamente fría que precederá a una jornada de temperaturas suaves, que repetirán los registros de la tarde del viernes. El cierre del fin de semana notará ya cierto ascenso en las temperaturas. El termómetro recuperará parte del terreno perdido y volverá a alcanzar los 30 en el valle del Guadalquivir. De igual modo el resto de la provincia sumará un par de grados a los registros de las tardes de viernes y sábado hasta llegar a los 27 o 28 grados a media tarde.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
Publicado el
18 de junio de 2021 - 05:45 h