Sergio Llull, estrella en la final nacional del King of the Rock

Organizadores y patrocinadores del Red Bull King of the Rock. FOTO: MADERO CUBERO
El internacional del Real Madrid estará el viernes en La Corredera con los mejores especialistas de baloncesto callejero

Espectáculo en estado puro en La Corredera. La plaza cordobesa acogerá durante la tarde y noche de este viernes la final nacional del Red Bull King of the Rock, una apasionante prueba de baloncesto callejero en la modalidad de uno contra uno. Gracias a la colaboración prestada por el Ayuntamiento, el IMDECO y el Bball Córdoba, nuestra ciudad vuelve a acoger un torneo de alto prestigio en el punto álgido. En La Corredera se decidirá quién representará a España en la última fase, la que se celebra entre los muros de la prisión de Alcatraz, en San Francisco (Estados Unidos). La presencia de Sergio Llull, internacional del Real Madrid, aportará más atractivo si cabe a una cita singular. La plaza se convertirá en un auténtico playground para acoger a partir de las 19 horas una doble ración de streetball de primer nivel, con la disputa de la final nacional del King of the Rock y de una manga clasificatoria previa, la octava, en la que estarán en juego las tres últimas plazas para la mencionada final. La emoción y la intensidad están servidas.

A partir de las 18 horas, los interesados en participar podrán inscribirse de forma totalmente gratuita. De esta forma, podrán ganarse en la pista la posibilidad de unirse a los 21 finalistas que, de entre más de medio centenar de aspirantes, han sellado su pase en alguna de las otras siete preliminares que han venido disputándose desde el mes de mayo a lo largo y ancho de la toda la geografía nacional. Acto seguido, los reyes del playground de Tenerife, Gijón, Alicante, Sevilla, Málaga, Barcelona, Valladolid y, por supuesto, Córdoba pelearán por el trono del bicampeón nacional Pedro Cuesta, quien este año logró su billete en el torneo disputado en Alicante. Desde las 21 horas se disputarán los partidos decisivos.

Los duelos, de 5 minutos, y las posesiones de 15 segundos garantizan un ritmo alto de juego y la intensidad en cada acción. De esta forma, los participantes se ven obligados a emplearse a fondo en un torneo sin margen de error. El ganador, avanza en el cuadro y da un paso más hacia el sueño de Alcatraz. El perdedor, se va a casa. Así de fácil. Crossovers imperceptibles a la vista, fadeaways estratosféricos sobre la bocina, penetraciones inverosímiles que acaban en un aro pasado o un mate... Así es el espectáculo del streetball, una disciplina en la que la técnica individual, pero también el cuerpo a cuerpo –los árbitros son mucho más permisivos- resultan claves.

La condición especial de este torneo es jugar la final en la isla de Alcatraz, que durante 29 años fue el destino más temido por los criminales más peligrosos de Estados Unidos. Hoy, sin embargo, el entorno de La Roca es bien distinto y cientos de jóvenes de todo el mundo sueñan con adentrarse allí por unas horas para convertirse en el nuevo campeón del Red Bull King of the Rock. En La Corredera se decidirá quiénes son los españoles que disputarán el episodio final de esta aventura de baloncesto al límite.

Etiquetas
stats