Una puerta en el laberinto

Jugadores del Córdoba sostienen camisetas de apoyo a Pelayo Novo | CCF

Por si a alguien le quedaban dudas, Sandoval insistió en la previa. "Ni juego bonito ni lindo; queremos los tres puntos", dijo con rotundidad. No hay nada más bello en este Córdoba que tener al alcance una situación que hace poco parecía utópica: depender de sí mismo. Lo conseguirá sin vence al Lorca, un equipo que llega con sus opciones prácticamente agotadas -se quedará virtualmente descendido si pierde- y con una racha de productividad paupérrima. Solo ganó un partido de los últimos diecisiete. Pero fue el último y ante el Granada, que no es un cualquiera en Segunda. Lo hizo, además, con un gol de un futbolista que forma parte del imaginario cordobesista: Fran Cruz, uno de los héroes del ascenso a Primera. El central regresará al que fue su hogar en una situación emocionalmente incómoda. El fútbol es así.

En el Córdoba no están para sensiblerías. Están viendo una luz de esperanza y eso ejerce sobre todos un poder de seducción brutal. Además, se dieron resultados interesantes para los objetivos blanquiverdes: el Almería empató en Cádiz y la Leonesa venció al Barcelona B a domicilio. Eso significa que los de Sandoval tendrían la distancia con la permanencia a dos puntos del filial azulgrana y a tres del Almería, que deberá aún visitar El Arcángel. Eso, claro, siempre que el Córdoba venza a un Lorca con más orgullo que opciones reales. "El estado de ánimo debe ser mejor tras conseguir lo que en muchas ocasiones se nos había escapado. Mi equipo es difícil de batir y ha competido bien en casi todos los partidos", dice sobre su equipo el veterano Fabri, un zorro de los banquillos al que Sandoval declaró esta semana su respeto y admiración. Habrá tela que cortar en El Arcángel. El duelo en los banquillos será clave.

Sandoval se quedó esta semana sin una referencia básica: Alfaro se lesionó y no regresará hasta el mes de mayo. El onubense se suma en la enfermería a Javi Lara, que sigue recuperándose. En la lista entró con gran novedad Alberto Quiles, repescado en el mercado de enero desde el UCAM Murcia. Llega para fortalecer aún más una línea de vanguardia que necesitará exprimir todo su potencial ante un adversario que llega con unos números paupérrimos: solo consiguieron cinco puntos lejos de Artés Carrasco. Pero en El Arcángel nadie quiere confianzas. "El que subestime a un rival se está equivocando totalmente", advirtió Sandoval en la sala de prensa. En este mismo foro, Javi Galán dejó dicha una sentencia: "No podemos tener ansiedad de ir ganando por 3-0 en diez minutos". Se avista un pleito áspero.

¿Habrá cambios en el Córdoba? Sandoval se guardó sus cartas, aunque dejó entrever que más que de hombres será de funciones. El madrileño ha encontrado una defensa fiable. Entre las decisiones propias y las sobrevenidas, con lesiones y sanciones de por medio, ha terminado componiendo una trinchera que ofrece prestaciones más aceptables. Este domingo puede romperse un lamparón estadístico: si el Córdoba gana dejaría de ser el equipo más goleado de Segunda División, pasando el incómodo cartel al Lorca. Las bandas son de Loureiro y Galán -Fernández, después de pasar por las dos, no ha ido convocado esta semana- y en el centro manda Aythami con Quintanilla como compañero. De medio campo para arriba, una apuesta por la amenaza múltiple: las internadas de Jovanovic, las diagonales de Narváez, el toque de Reyes, la capacidad de finalización de Sergi Guardiola... "Tienen equipo para estar en la zona alta", ha dicho Fabri, técnico rival. El cordobesismo, ajeno a los elogios, solo piensa en cómo alcanzar los 50 puntos cuanto antes.

ALINEACIONES PROBABLES

CÓRDOBA: Pawel Kieszek, Loureiro, Aythami, Álex Quintanilla, Javi Galán, Edu Ramos, Sergio Aguza, Jovanovic, Reyes, Narváez y Sergi Guardiola.

LORCA: Dorronsoro, Fede Vega, Pomares, Fran Cruz, Holgersson, Carlos Peña, Gomelt, Javi Muñoz, Alberto Noguera, Dani Ojeda y Manu Apeh.

ÁRBITRO: Víctor Areces Franco (Comité Asturiano).

CAMPO Y HORA: El Arcángel, 18:00.

Etiquetas
stats