Córdoba B: radiografía de una evolución de bronce

Jugadores del Córdoba B celebran un gol en un encuentro. | TONI BLANCO

Mucho ha llovido para el Córdoba B desde la temporada 2014-15 con respecto a la actual. Un descenso a Tercera, un año glorioso y multitud de caras nuevas. Los de Carlos Losada han finalizado la primera vuelta en el Grupo 4 de Segunda División B en la decimoquinta posición y a tres puntos del descenso, el cual lo limita el Recreativo de Huelva, con los mismos que el Linense, que ocupa plaza de promoción de permanencia. Un dato que puede parecer poco positivo, pero que cobra importancia si se recuerda que es un recién ascendido y que en la mencionada campaña -la última que militó en la categoría de bronce- marchaba decimoctavo y a un punto del que marcaba la salvación a estas alturas.

El filial blanquiverde se mantiene vivo en una competición siempre complicada y en la que destacan clubes a la cabeza como el Cartagena, el Marbella o el Villanovense, auténtica revelación del Grupo 4 esta temporada. Además, entre sus rivales más directos tiene que lidiar contra el ya citado decano del fútbol español, el Linense, el Real Jaén o el Ejido 2012. Su balance a día de hoy es de 21 puntos, con cinco victorias, seis empates y ocho derrotas.

Por su parte, a las órdenes de José Antonio Romero, en la misma jornada 19, contaba con 20 puntos, tras haber sumado el mismo número de victorias, más cinco empates y nueve derrotas. Asimismo, en ese mismo año tuvo que enfrentarse a conjuntos de la talla del UCAM Murcia o el Cádiz, ambos actualmente en Segunda División.

Sin duda, dos de las facetas que más ha mejorado el equipo han sido la defensa y el ataque. De hecho, actualmente cuenta con veinte goles, teniendo en la figura de Moha Traoré a su máximo anotador con siete dianas, mientras que en la 2014-15 sumaba catorce en este tramo. Con respecto a los tantos recibidos, la diferencia es más significativa aún, puesto que en este curso lleva veintidós en diecinueve partidos, mientras que hace dos años acumulaba ya un total de treinta (el doble al finalizar la competición).

El desafío no es pequeño, más aún si contamos con que una parte de la plantilla alterna las llamadas de Carrión para reforzar al primer equipo. Además, el salto deportivo que han dado Javi Galán y Esteve, dos jugadores que se han colado de manera fija en los planes del técnico barcelonés, incrementará la dificultad. No obstante, ya han demostrado capacidad de sobra para medirse ante cualquier rival, con resultados importantes como la victoria ante el Lorca (4-0), frente al Recreativo (1-0) o el empate contra el Jaén (1-1).

Etiquetas
stats