Crónica

Un día más con vida

Los jugadores del Córdoba celebran un gol.

0

Ya oficialmente sin ningún tipo de superficie a la que aferrarse, más allá del orgullo. Así llegaba el Córdoba al Municipal de La Línea de la Concepción, en la penúltima cita de la temporada para los blanquiverdes, y que podía suponer el punto final. Ya desde antes del inicio del encuentro se jugó con esta posibilidad, aunque el empate del Sevilla Atlético otorgaba una semana más de vida a los califas. Eso sí, si éstos sacaban los tres puntos. Y en esta ocasión no fallaron ante un rival que careció en todo momento de tensión competitiva. Ya tenían su billete para la Primera RFEF y decidieron no plantar excesiva batalla. Por tanto, los cordobeses buscarán apurar sus últimas opciones.  

Quedó claro desde la puesta en escena quien de los dos contendientes tenía más en juego sobre el césped. O mejor dicho, quien tenía algo que jugarse. No tanto por ocasiones, aunque sí por intención. De hecho, para el Córdoba era un duelo a vida o muerte, al tiempo que para los gaditanos aquello era algo más parecido a una fiesta, pues ya contaban con la clasificación matemática para la nueva categoría. Y esa diferencia de sensaciones se palpó igualmente en lo estadístico, pues apenas cinco minutos tardaron los visitantes en abrir la lata. Un error del guardameta Ashley Williams en el despeje acabó con el balón en los pies de Miguel de las Cuevas, quien a placer desde la frontal la introdujo entre los tres palos.

El dominio era claro por parte de los de Germán Crespo, pues la Balona apenas conseguía acercarse a la meta defendida por Edu Frías. Y la insistencia seguía dando sus frutos para los blanquiverdes, que ahora convertían el 0-2 tras un perfecto cabezazo de Willy a centro de Nahuel. No quiso el Córdoba desaprovechar el letargo linense, lo cual se tornó en un asedio constante. Es más, minutos después haría un poco más de sangre mediante un contragolpe de Luismi, que la bajó y supo revolverse bien ante un defensa local para posteriormente cruzarla y subir el tercero al luminoso.

Monopolio absoluto en clave blanquiverde. Apenas había un equipo sobre el terreno de juego. Y es que la superioridad visitante era abrumadora, ya que llegaría incluso el cuarto para el Córdoba superada la media hora de partido. En esta ocasión volvía a ser De las Cuevas el que transformase un perfecto balón picado. En esas, parte del público local, que comenzó el partido con aires festivos, acabó abandonando el estadio antes de la pausa. Sonrojante escenario para el Linense, que firmó su primer acercamiento con peligro en el 39’ de partido, con un remate de Danese tras saque de esquina que se marchó alto. Con un 0-4 y una sonada pitada local se fueron ambos equipos camino de vestuarios.  

El tiempo de asueto apenas varió el guion. Si que es el cierto que el Linense subió un tanto su intensidad, aunque la efectividad cordobesa continuaba al máximo nivel. Un cuarto de hora tardaría el Córdoba en hacer su quinta diana, ahora en un balón botado en saque de falta que remata Djetei en el área pequeña. Casi que no encontró el cuadro local la forma de hacer daño al conjunto cordobesista, más allá de un disparo lejano de Loren pasada la hora de partido. 

Poca historia tuvo el devenir del enfrentamiento. La ruleta de cambios sirvió para mantener cierto dinamismo en el juego, aunque éste ya no gozó de más oportunidades francas. Tres puntos importantes y necesarios, que permiten al Córdoba seguir con vida al menos una semana más. Y visto lo visto hasta ahora, no es poco.

Etiquetas
  •   /  
  • CCF
Publicado el
2 de mayo de 2021 - 18:50 h
stats