Crónica

El Bujalance se reserva el triunfo para el postre

Lance del duelo entre el Bujalance y el Jaén B en el Pepe Montalbán.

0

Encuentro de infarto en el Pepe Montalbán. El Bujalance apostó por la emoción de los últimos minutos para asegurar una victoria vital para sus aspiraciones ambiciosas de jugar la fase de ascenso. El conjunto bujalanceño, que solo fue una vez por detrás en el marcador ante el Jaén Paraíso Interior B, adelanta hasta dos posiciones, a falta de que se juegue el resto de la jornada, para mirar algo más arriba en la clasificación. Eso sí, no lo tuvo nada fácil en el choque, pues el filial amarillo puso las cosas difíciles al guardameta Zafra y mantuvo la tensión competitiva durante todo el encuentro.

La carta de presentación de los jienenses corrió a cargo de Adri Luna, que obligó al meta del Bujalance a realizar una gran estirada. La presión alta cordobesa obligaba a una salida de balón rápida jienense pero las ocasiones más peligrosas corrían a cargo del filial del Jaén. Hubo que esperar hasta el minuto 4, de hecho, para que Antoñito pusiera a prueba a Jesús, meta visitante. Rafalillo obtuvo la respuesta poco después pero Zafra estuvo atento en la colocación. Las idas y venidas entre ambos conjuntos dio como resultado un palo de Cristóbal y una gran intervención por parte del arquero local. El balón parado, como herramienta indispensable en el fútbol sala, dio alas al cuadro rojillo. Un centro de Antonio Catiti desde la izquierda encontró solo en el segundo palo a Cristóbal, que sólo tuvo que empujar a la red. La conexión ex blanquiverde ponía por delante a los suyos en un duelo igualado por todo lo alto. El cuadro visitante, sin embargo, siguió con su plan de avasallamiento al arco de Zafra, que se defendió con reflejos de las acometidas jienenses. Tras un rechace del meta del equipo cordobés, empatarían los amarillos por medio de Adri Luna, muy activo en los primeros minutos de encuentro. La acción polémica del partido sucedió poco antes del descanso, cuando un agarrón a Antonio Catiti de José Gómez propició la expulsión del joven jugador amarillo, cuya tarjeta roja provocó una tangana en la banda. Casi acto seguido, Julio puso, tras un centro desde la banda, la desigualada en el marcador.

La primera ocasión de peligro bujalanceño en la segunda mitad fue obra de Cristóbal, que probó fortuna ante el meta suplente Manu. Los de Fermín Hidalgo salieron al parqué decididos a llevar mayor protagonismo en campo rival, con presión de Antoñito y Cristóbal. Sin embargo, la primera llegada de cierta relevancia para los amarillos, el conjunto jienense fue certero y batió por segunda vez la meta de Zafra. Más tarde, tras un saque de banda, encontraron hueco en la defensa cordobesa y Rafalillo, dentro del área, puso el 2-3 momentáneo en el electrónico del Pepe Montalbán. Entró la desconcentración, los nervios y la precipitación al conjunto de Fermín Hidalgo, que se encontraba por detrás en el marcador por primera vez en el choque.

Bajo el manto de la lógica que rige el fútbol sala, el Bujalance se fue hacia arriba, aunque con los peligros que ello conlleva. Antoñito la tuvo desde la frontal del área pero su chut con rosca se fue por encima del larguero de Manu. Una pérdida del Bujalance cuando casi restaban cinco minutos de partido estuvo a punto de sentenciar la contienda pero Zafra, bien de reflejos, evitó el tanto jienense. Fermín Hidalgo, ya en el 36 de juego, decidió meter a Gilabert de portero jugador. Con la portería desguarnecida, Flores metió de espuela dentro del área el empate en el marcador. Sin tiempo a celebraciones, el Bujalance fue decidido a por la victoria y, por medio de Cristóbal, quitó el empate del electrónico. Ya con portero jugador el Jaén Paraíso Interior, Pedro Catiti certificó a lo grande, a portería vacía, un triunfo que les pone como segundos clasificados a falta de que se dispute el resto de la jornada.

Etiquetas
Publicado el
30 de enero de 2021 - 20:30 h