Andrea pone el foco en Valencia

Andrea Sibaja, en el podio del Circuito de Jerez.

La temporada motociclista llega al intermedio y el Deza Córdoba Patrimonio de la Humanidad hace balance. Y lo califica de “espectacular”. ¿Los motivos? Está cumpliendo los objetivos marcados y, además, en algunos casos está superando las expectativas fijadas al inicio del curso. Su principal estandarte, Andrea Sibaja Moreno, continúa su heroica pelea contra el crono y las circunstancias. La mejor piloto cordobesa de todos los tiempos trata de dejar atrás definitivamente las secuelas de una lesión en el pie que ha condicionado su carrera en los dos últimos años. Ahora ve cerca una salida -a pesar de las complicaciones de una intervención quirúrgica- y eso la estimula.

Andrea ha mejorado sus tiempos y, sobre todo, sus sensaciones en las últimas sesiones celebradas, lo ha hecho que se multiplique su optimismo ante una cita que se prevé clave: será a principios de septiembre en el circuito valenciano de Cheste, con motivo del Campeonato de España de Velocidad. La cordobesa ha ido dejando detalles muy alentadores en los primeros meses del campeonato. Rozó el podio en su primera prueba del Nacional, destacó en el Andaluz en Jerez -con récord incluido- y protagonizó unos notables entrenamientos en Valencia. Allí le aguarda dentro de unas semanas un test de alta exigencia.

El ecuador del año llega para el Deza Córdoba Patrimonio de la Humanidad con una lucha abierta por títulos en varios frentes. Álex Börner y Guillem Erill, incorporados esta temporada, están confirmando su talento con brillantes actuaciones en el Campeonato de España de Velocidad (CEV) y un especial dominio en las carreras de Supersport 300. La pareja catalana ha acaparado la atención en el CEV Supersport 300 con sendas victorias en las últimas pruebas, lo que convierte a los dos pilotos en aspirantes al título nacional.

Álex Börner ocupa la segunda plaza y Guillem Erill la cuarta, pero con un claro camino ascendente que puede hacerles campeones a final de temporada. En Cheste lograron buenos tiempos y el equipo espera confirmación para poder estar en el Mundial de Superbikes, en la cita de Portimao a mediados de septiembre.

En el Andaluz, tanto Andrés Wals -a pesar de una rotura en la última carrera- como Álvaro Ortega y Desirée Ávalos han tenido resultados más que buenos en sus respectivas categorías. Álvaro y Desirée esperan seguir progresando en la segunda mitad de temporada, con proyectos a nivel nacional.

Entre los más jóvenes de la escuadra motociclista cordobesa, que dirige técnicamente Luis Castro, destaca el jienense Nano Calahorro, quien sigue acumulando buenos resultados en el Andaluz de minimotos y, además, ha comenzado a entrenar con su IMR Minigp de 110 cc, que será su próximo destino en las siguientes temporadas.

Etiquetas
stats