Cortocircuito mantiene la tensión teatral en verano

Paco Nevado en 'El corazón del cachalote'.
La iniciativa de microescena itinerante de Córdoba organiza representaciones alternativas los jueves por la noche

Córdoba no muere en verano, aunque lo parezca. La vida se vuelve vampira y sale de noche, a refugio del sol. Lo mismo pasa con la cultura, que refuerza su lado noctámbulo. Así, persisten iniciativas como Cortocircuito, el colectivo de microescena itinerante de Córdoba, que todos os jueves de julio y los tres primeros de agosto, saca el teatro de los teatros y lo lleva a escenarios más particulares. Y solo a cambio de un donativo de siete euros.

El proyecto busca otros formatos para el teatro. Limitan sus sesiones a 20 espectadores con dos pases por noche a siete euros cada uno. Una actriz guía el camino entre tres espacios diferentes en la ciudad: tiendas de bicicletas, bares, asociaciones… Cualquier sitio se convierte en escenario por obra y gracia de esta iniciativa impulsada, entre otros, por el coreógrafo Paco Nevado, de El Arsenal. Para participar en Cortocircuito hay que reservar las entradas en el mail reservascortocircuito@gmail.com o en el teléfono 622 502 705

En su temporada veraniega, Cortocircuito presenta tres obras. Una obra italiana, de Efímera, adaptación de La ragazza con la pistola. Paco Nevado propone El corazón del cachalote, de La Pública Producciones y Circulo teatro, junto a Auxi Jiménez, ponen en escena Éramos pocas y parió la abuela o Edema-gogias return.

Etiquetas
stats