La estilográfica de Antonio: buscan a familiares de un cordobés deportado a un campo nazi

Pluma estilográfica de Antonio Jiménez Ramos.

El arqueólogo baenense Guillermo Amo Velasco ha iniciado una campaña en redes sociales para dar con los familiares de Antonio Jiménez Ramos, un vecino de su pueblo al que se le perdió la pista en el campo de concentración de Meppen. El objetivo es hacerles llegar sus pertenencias. Y, más concretamente, una pluma estilográfica.

Según ha explicado el arqueólogo, esta pluma "le fue requisada al entrar en el campo junto a los miles de enseres de otros presos en el campo de concentración". Pertenece, según sus averiguaciones, a Antonio Jiménez Ramos, nacido el 18 de diciembre de 1910 en Baena y que trabajó en Francia hasta ser deportado al campo de concentración de Meppen, por el que pasaron más de 50.000 personas, de las cuales unas 600 eran españolas.

Ahora, gracias al Servicio Internacional de Búsqueda del archivo de Arolsen, en Alemania, se está logrando dar con el paradero de muchos de los familiares de las personas que acabaron internas en el campo de concentración.

En Córdoba, esta labor ya se ha llevado a cabo con anterioridad. En julio de 2019, la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica de Aguilar de la Frontera (Aremehisa) lanzó una campaña para localizar a los familiares de José Cabrera Martín, natural de Palma del Río, e identificado con el número de prisionero 30607 en el campo de Neurengomme (Hamburgo) en Alemania.

Etiquetas
Publicado el
6 de noviembre de 2021 - 05:45 h
stats