Les piden tres años y medio por tenencia ilícita de armas

Armas y droga intervenida en el inmueble donde se detuvo a nueve personas en 2013.
A los dos acusados les intervinieron sendos revólveres tras producirse un tiroteo entre dos bloques en 2013 que derivó en una requisa de drogas y armas blancas

El Ministerio Público pide tres años y medio de cárcel en total para dos acusados de tenencia ilícita de armas. La Policía Nacional les intervino sendos revólveres tras producirse un intercambio de disparos entre dos bloques de viviendas vecinos en el Polígono del Guadalquivir, en el año 2013.

Los hechos ocurrieron durante la tarde del 4 de octubre de hace tres años. Agentes de la Policía Nacional se dirigieron a la calle Libertador Hidalgo Costilla donde, según varias llamadas de denuncia, se estaba produciendo un tiroteo. Allí, los agentes interceptaron al acusado M. S. F. cuando salía del patio. Al ser registrado, le encontraron dentro de una riñonera un revólver marca BBM, modelo Magnum, sin número de serie y con el tambor basculante de seis recámaras del calibre 9 por 17 milímetros.

El análisis del arma descubrió que estaba trucada: el acusado había modificado el mecanismo eliminando la obstrucción del ánima e introduciendo un cañón artesanal en el interior del original, permitiendo así el paso de proyectiles y haciéndola apta para disparar munición de fuego.

Al mismo tiempo, los agentes detuvieron en una vivienda de la calle Libertador Simón Bolívar al otro acusado, que responde a las iniciales de O. K. El acusado portaba un cañón de simple y doble acción, marca BH modelo Royal, con número de serie registrado y cañón fijo de 5,5 pulgadas y tambor basculante de seis recámaras del calibre 38 SLP.

En los registros practicados se encontraron casquillos de bala de la gama 9 por 29 que fueron disparados por ambos revólveres por los acusados. También se hallaron un total de 17 cartuchos metálicos completos armados con bala ojival de plomo aptos para ser disparados por las dos armas descritas.

El acusado O. K. presentaba una herida por arma de fuego en el pie izquierda que le causó fractura del astrágalo. Pero una vez analizado el proyectil que le había causado la rotura, se concluyó que no procedía por ninguna de las armas de fuego intervenidas.

El Fiscal considera que los hechos constituyen un delito de tenencia ilícita de armas prohibidas y otro de tenencia ilícita de armas careciendo de licencia. Por tanto, pide para el acusado M. S. F. la pena de dos años de prisión y para O. K., un año y seis meses.

En la operación policial de 2013, los agentes localizaron a otras nueve personas que habían participado en los hechos escondidos en el interior de un inmueble. Allí dentro se localizó una tercera pistola del calibe 38 que alojaba en su tambor cinco vainas ya percutidas y un cartucho sin percutir, listo para el disparo. También se hallaron 967 gramos de sustancia estupefaciente (al parecer cristal y cocaína), seis armas blancas, una daga y un hacha.

Etiquetas
stats