Cambio radical del tiempo: acumulados de 50 litros en 24 horas y máximas por debajo de los 15 grados

Lluvia en Córdoba | ÁLEX GALLEGOS

El primer temporal del otoño que nos afecte de lleno llegará el próximo miércoles. Tras un noviembre muy seco, con registros pluviométricos notablemente por debajo de la media para los valores normales en el mes, las lluvias abundantes van a volver a territorio cordobés. Una borrasca atlántica de las que hace tiempo que no nos visitan promete poner en jaque a la provincia durante la jornada del miércoles, en la que se espera que las lluvias dejen acumulados que incluso podrán superar los 50 litros en 24 horas en algunos puntos de la provincia.

Hasta entonces la tónica meteorológica seguirá la misma senda del pasado fin de semana, ambiente seco y soleado con temperaturas frías a la mañana y suaves durante la tarde. Pero durante la madrugada del martes al miércoles, la aproximación de una extensa vaguada a la costa atlántica peninsular provocará un cambio radical en el tiempo que se dejará notar durante el resto de semana. La vaguada se convertirá en borrasca por el aislamiento que experimentará a lo largo del miércoles justo en la vertical del litoral luso.

En su avance irá acompañado de un frente frio que dejará abundantes lluvias en el cuadrante suroccidental de la Península, hasta donde continuarán llegando bandas de precipitación gracias al marcado flujo de suroeste que encarrilará humedad oceánica desde el Golfo de Cádiz hasta el interior andaluz. Situación ideal para que se den importantes acumulados en la mitad occidental de la región, y que como suele ser costumbre tendrá en el valle del Guadalquivir uno de los campos de batalla meteorológicos.

Será la jornada del miércoles 25 de noviembre la más difícil de todo el episodio en la provincia, siendo especialmente complicada en la mitad occidental, donde se esperan los mayores acumulados de todo el episodio. En líneas generales las lluvias dejarían unos 50 litros en 24 horas, siendo probable que se superen puntualmente en algunos puntos occidentales del valle del Guadalquivir y de la Sierra de Hornachuelos. Con la tarde como el momento donde podrían darse las precipitaciones más intensas, cabe esperar que para entonces la Agencia Estatal de Meteorología pueda activar algún aviso meteorológico tanto por precipitación acumulada en 12 horas como en una.

Las precipitaciones seguirán produciéndose de manera generalizada durante la jornada del jueves 26, desplazándose hacia la mitad oriental aunque siendo estas menos intensas y abundantes. Irán remitiendo desde entonces y durante el fin de semana, quedando no obstante el ambiente frío que acompañará a la llegada de la borrasca.

Las máximas caerán por debajo de los 15 grados en toda la provincia desde la tarde del jueves gracias a la masa de aire frío que quedará asentada sobre la Península. Frío que se irá acentuándo con el paso de los días y que tendrá reflejo también en las temperaturas mínimas, que en algunos puntos de la provincia podrían acercarse a la helada.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
Publicado el
23 de noviembre de 2020 - 06:00 h
stats