Absuelto un acusado de hacerse pasar por técnico de Endesa para robar joyas y dinero

Fachada de la Audiencia Provincial de Córdoba | MADERO CUBERO

Un hombre acusado de hacerse pasar por técnico de Endesa para entrar en el domicilio de una señora y robarle joyas y 180 euros ha sido absuelto por el titular del Juzgado de los Penal Número 3.

Entre los hechos probados que recoge la sentencia, se destaca que pasado el mediodía del 20 de enero de 2016 dos personas que simulaban ser técnicos de la empresa eléctrica entraron en la vivienda. Mientras uno distraía a la mujer, el otro logró apoderarse del dinero en metálico y de un juego de perlas japonesas de oro, un juego de pendientes y un anillo con tres tipos de oro, así como una pulsera con eslabones de oro, una alianza de matrimonio, también de oro, un colgante y una perla esférica, valorado todo en casi 5.000 euros.

Al menos uno de los presuntos técnicos de Endesa tenía unas características físicas parecidas al acusado. La víctima se ratificó en varias ocasiones de la identificación del acusado, pero éste negó los hechos. De hecho, el enjuiciado afirmó “que tuvo en total otros dos casos más como el presente y que lo deben de confundir con otra persona”, recoge la sentencia. El acusado -defendido por el abogado Marcos Santiago- afirmó que el día y hora de autos estaba “con una amiga paseando el perro, hecho que ha sido ratificado por su amiga”, dice el magistrado.

El juez no duda de la honorabilidad del reconocimiento realizado por la víctima, pero destaca las dudas que le despiertan. “No se han buscado o encontrado huellas de él [el acusado] en la casa de la denunciante y ésta describe a una persona parecida al acusado en cuanta a tipo y corpulencia, pero el día de autos dijo que el autor era moreno, de piel morena y de unos 50 años, mientras que luego reconoce fotográficamente al acusado, en fotos en blanco y negro, y resulta que éste es mucho más joven, es pelirrojo y tiene pecas”, redacta el juez.

Visto lo anterior, el magistrado sospecha que “es posible que la señora pueda haber confundido al acusado con otra persona, físicamente muy parecida, pero morena, de piel morena y de unos 50 años”. Por tanto, el juez concluye que no hay pruebas para dudar de la presunción de inocencia del acusado y “como quiera que la duda siempre ha de favorecer al reo, todo ello conduce necesariamente al dictado sentencia absolutoria con todos los pronunciamientos legales inherentes”.

Etiquetas
stats