Unas 300 personas acuden a las Marchas de la Dignidad

.
Julio Anguita lamenta la escasa asistencia a la protesta "teniendo en cuenta la situación del país"

"Si tres millones de españoles todavía no han salido de la crisis no entiendo porqué no están aquí". Julio Anguita, excoordinador de IU y exalcalde de la ciudad, resumía así el ambiente que se respiraba en la salida de la columna cordobesa de las Marchas de la Dignidad. "La honestidad me obliga a decirlo", insistía.

Unas 300 personas (algo más quizás al final de la protesta) han participado en la mañana de este sábado en las Marchas de la Dignidad. La manifestación, convocada hace meses, coincidía con el Sábado de Feria en Córdoba y justo cuando iba a acabar fue regada por una lluvia fina. Ambas circunstancias motivaron la desmovilización, según explicaban algunos de los organizadores.

La protesta salió de la Puerta del Puente y concluyó en la Torre de la Calahorra, junto al Centro Social Rey Heredia (un símbolo de la lucha social en Córdoba), donde se leyeron varios manifiestos. A la marcha acudieron diversos colectivos y hasta concejales del equipo de gobierno (como el de Servicios Sociales, Rafael del Castillo, de IU), como de Ganemos Córdoba, junto a la plataforma Stop Desahucios, miembros del Frente Cívico o hasta activistas de la CNT.

"Siempre esperamos más movilización, teniendo en cuenta la situación del país", se quejó Anguita, antes del inicio de la protesta. Los manifestantes se concentraron dentro del Puente Romano, tras una pancarta en la que se leía "Pan, trabajo y techo".

Etiquetas
stats