Primavera en febrero: siguen las temperaturas elevadas al comienzo de semana

Turistas por la Judería de Córdoba | PEDRO NARGÁNEZ

2020 parece haberse saltado un par de meses. El tiempo parece haber quedado descompasado entre lo que dicta el calendario y lo que marca el termómetro. Córdoba despedía el primer fin de semana a 22.3 °C, máxima en lo que llevamos de año y que bien podría estar firmada a finales de marzo. El ambiente estable, soleado e incluso caluroso, se fue adueñando del fin de semana conforme las altas presiones iban ganando presencia y dominio sobre la Península Ibérica. Una tónica que va a continuar durante la primera mitad de la semana, para dejar los registros más elevados del episodio entre las tardes del lunes y el martes.

Sólo de cara al próximo fin de semana un pequeño debilitamiento del anticiclón arrastrará hasta el norte peninsular un frente poco activo, que a todo lo más que llegará en nuestra zona es a introducir algo de nubosidad y rebajar la temperatura en altura y superficie para devolver el termómetro a valores más normales para la época. Hasta entonces el ambiente puramente primaveral será el gran protagonista, donde cielos despejados y temperaturas propias de marzo o abril irán de la mano a lo largo y ancho de la Península.

Así, en la provincia de Córdoba las jornada de lunes y martes serán las más calurosas de la semana, con el termómetro por encima de los 22 grados en casi todo el territorio, siendo muy probable que se superen los 23 grados en numerosos puntos, con mayor probabilidad durante la tarde del lunes. El valle del Guadalquivir y la campiña cordobesa serán las áreas donde el termómetro pueda escalar por encima de los 23 grados, siendo incluso posible que se superen los 25 grados puntualmente del sur de la provincia.

Las mínimas por su parte seguirán también siendo muy elevadas para la época del año en la que estamos. Cuando a primeros de febrero es habitual que las heladas tiñan de escarcha los amaneceres, las de estos días poco tendrán que ver con ese paisaje. A duras penas el termómetro bajará de la barrera de los 10 °C, aunque no sería extraño que se den mínimas inferiores en áreas bajas por efecto de la inversión térmica nocturna.

Desde el miércoles, el cambio del viento a componente noroeste barrerá parcialmente la masa de aire cálido que acompaña a la dorsal anticiclónica. No obstante, el barrido será muy parcial, y aunque las temperaturas irán bajando progresivamente desde entonces, lo harán muy débilmente. La tarde del miércoles aún superaremos sin dificultad la barrera de los 20 grados en toda la provincia, aunque el mercurio será entre uno y dos grados inferior al de las jornadas anteriores.

El mayor descenso ya se dará a partir del jueves, cuando las máximas quedarán en el entorno de los 18 grados, donde quedarán más o menos estabilizadas durante el resto de la semana. Un descenso que se traducirá de igual modo en las temperaturas mínimas, bajando hasta los 6 o 7 grados en amplias áreas de toda la provincia. Temperaturas no obstante aún un tanto anómalas para lo habitual en lo que debería ser plano apogeo del invierno.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
stats