“¿Que si nos vamos a salvar? No tengo ninguna duda”

Iñigo López, en el partido de entrenamiento frente al filial | ÁLVARO CARMONA
Íñigo López apela a pensar sólo en el Getafe y a “pelear con el cuchillo entre los dientes” | “Antes del partido en Vallecas tuve una recaída y hubo mayor precaución”, explica sobre su lesión

La situación es complicada. Mucho. El Córdoba suma seis derrotas consecutivas y ve su objetivo a seis puntos. Sin embargo, en la plantilla existe plena confianza en que la permanencia en Primera será una realidad a final de temporada. Al menos, esa idea es la que defendió este martes en sala de prensa Íñigo López, que salvo sorpresa mayúscula, regresará al once para suplir la baja por sanción de Pantic. ¿Es posible la salvación? “Esa pregunta a mí me sobra. Si yo pienso que no hay opciones, cojo mis cosas, me voy con mi familia y el año que viene será otro. No miro más allá de Getafe, creo que es un partido vital, con tres puntos importantísimos para sacar esto adelante y para salvarnos, que sin lugar a dudas creo que lo vamos a conseguir”, respondió con total claridad el riojano, que además apostilló: “Por mi parte no hay ninguna duda y por parte del vestuario tampoco”. Por tanto, dejó claro que “mientras las matemáticas no confirmen lo contrario hay que pelear con el cuchillo entre los dientes”.

Con todo, el zaguero optó por olvidar cifras y metas a largo plazo. Mucho menos si se trata de pensar que esta campaña la permanencia puede resultar más barata que en anteriores. “No, pensamos en Getafe y eso de que serán menos puntos no lo he vivido nunca. Siempre pasa lo mismo y al final son 39 o 40”, expresó antes de añadir que toca tener en mente únicamente “Getafe, Getafe y los tres puntos”, ya que si uno se para a echar cuentas “apaga y vámonos”. De cara al duelo con el cuadro azulón, señaló que éste “sabe que también se juega mucho, pero igual cuenta con la ventaja de saber que un empate les vale”. “Espero que vengan un poquito a ver lo que pasa, a ver cómo salimos y nosotros tenemos que ir a por ellos”, concluyó. En cuanto al estado anímico de la plantilla califal, afirmó que “el grupo está con muchas ganas de ganar”. “Es un poco como al principio de Liga, tenemos ganas de quitarnos la espinita que se tiene hasta que se consigue una victoria”, declaró después de indicar que el deseo es lograr el triunfo para “no estar pensando que tenemos seis derrotas seguidas y se empiece a hablar de otras cosas en la prensa y a nivel de club esté la gente más tranquila”.

De entrada, el club realizó este jueves una comida en la que también estuvieron los futbolistas, que terminaron “contentos”. “Estuvimos unidos y esperemos que se repita cuando consigamos el objetivo”. Por otro lado, de gran interés era también conocer qué sucedió para que la recuperación de su lesión se viera retrasada. “En la víspera del partido de Vallecas tengo una recaída y entonces se procede con mayor precaución para no volver a recaer. De ahí que haya tardado un poco más en reaparecer”, expuso Íñigo López, que recordó que tras la microrrotura que sufrió en Barcelona el tiempo estimado para dejar atrás los problemas era de “dos o tres semanas”. Sea como fuere, lo cierto es que el central está “preparado” para afrontar su retorno al terreno de juego, que se producirá el lunes por la sanción de Pantic. “Si hay una oportunidad, tengo y debo de aprovecharla por el bien del equipo y por el bien mío después, para sumar y para que el equipo salga adelante y consiga el objetivo”, comentó al respecto.

Etiquetas
stats