El Pozoalbense recalca su posición favorable a la RFEF

Karla Rilley, en un duelo entre Pozoalbense y Córdoba.

Abierta la espita, continúa la polémica. Las últimas fechas son convulsas para el fútbol en su modalidad femenina en España. Todo es debido a un enfrentamiento frontal de la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino (ACFF) con la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). Básicamente por una querella presentada por el primer organismo contra el segundo y más en concreto contra sus principales dirigentes, en especial su presidente, Luis Rubiales. Una circunstancia ésta que no sólo genera controversia sino posicionamientos claros en distintas entidades como sucede con el Pozoalbense. No en vano, el conjunto de Los Pedroches aprovecha este jueves para recalcar su apoyo al ente federativo y se desmarca de la institución demandante, a la que no pertenece.

La posición de la entidad dirigida por Eva Navarro ha mostrado su postura a través de un comunicado. “Lamentamos profundamente los últimos acontecimientos que se han ido produciendo en relación a la querella penal presentada por la ACFF contra el señor presidente de la RFEF, el secretario general y otros miembros de la misma”, expone de entrada. En este sentido, el Pozoalbense considera que tales hechos “ocasionan un grave daño a la imagen del fútbol femenino y han conseguido generar una importante fractura entre los propios clubes”.

“Desde nuestro club queremos mostrar nuestro enérgico apoyo y agradecimiento a la política llevada a cabo desde la RFEF para el desarrollo y promoción del fútbol femenino”, prosigue el club blanquillo en su texto. Así, asegura que, desde su punto de vista, “se ha dado un gran impulso mediante los programas de ayudas y subvenciones a las que se comprometió su presidente, Luis Rubiales, y que han sido, son y seguirán siendo un eje fundamental en la consolidación y desarrollo de la disciplina”. Por tanto, el Pozoalbense no duda en posicionarse muy claramente a favor del ente federativo en una polémica que viene de atrás.

Pero no acaba ahí su pronunciamiento pues cree que “la actitud mostrada por la ACFF fortalece y ratifica el convencimiento del club de no estar bajo el paraguas de este organismo”. “Reiteramos nuestro apoyo a la RFEF y a su presidente, Luis Rubiales, en una querella que consideramos injusta, dados los esfuerzos realizados desde su llegada a la presidencia para fortalecer e impulsar el fútbol femenino”, asevera. Zanja la entidad de Los Pedroches con la idea de que “la judicialización sistemática de las discrepancias no es el camino adecuado para el futuro” de este deporte.

Cabe recordar que días atrás ya hubo un posicionamiento también firme por parte del Córdoba en relación a su conjunto femenino. Ocurrió el lunes, cuando el conjunto de El Arcángel emitió un comunicado en que no sólo se desmarcaba de la ACFF. En el mismo informó de la petición de su salida de dicho organismo como muestra de su “más absoluta disconformidad” con la referida querella. Una medida ésta que se tomó “sin que se haya tenido en cuenta la opinión de los propios clubes”. El cuadro califal se adhirió de esta forma a la iniciativa del Sevilla, que ya había solicitado anteriormente su baja voluntaria de la Asociación.

Etiquetas
Publicado el
25 de febrero de 2021 - 12:46 h