El Córdoba posa en el Alcázar: cuestión de imagen

Foto oficial de la plantilla del Córdoba en el Alcázar de los Reyes Cristianos | MADERO CUBERO

Ya está la foto hecha. La oficial, en la que están todos los que son. A día de hoy, claro, que luego nunca se sabe. El Alcázar de los Reyes Cristianos ha sido el escenario para tomar la imagen que representará al Córdoba CF en la temporada 2018-19, un posado al que acudieron todos los futbolistas de la primera plantilla acompañados del cuerpo técnico. También estuvo el presidente, Jesús León, que repartió abrazos a diestro y siniestro. El  mandatario no perdió la ocasión para transmitir ánimos a un grupo que anda errático en lo deportivo. Van últimos y no han ganado aún ningún partido, pero el sábado se presenta una nueva oportunidad para hacerlo y no está de más pasar la mano por el hombro o lanzar algún mensaje cómplice a quienes, al fin y al cabo, son los únicos que pueden sacar adelante este proyecto: los jugadores. Y el entrenador, obviamente. Sandoval -en entredicho desde hace algunas semanas- estuvo en su perfil acostumbrado: sonríe y bromea. Donde hay que hacerlo. Luego, en el césped, el asunto no está para chistes. Esto es otra historia.

También estuvo presente para la foto el director general del club, Alfredo García Amado, que departió en algunos momentos con Sandoval. Ambos se conocen de la etapa en la que ambos trabajaron para el Sporting de Gijón. El destino ha vuelto a reunirles en Córdoba, donde cada cual en su parcela tiene delante un problema importante -una suma de muchos- que resolver.

Los jugadores cumplieron el trámite entre las chanzas habituales. Es un episodio que les saca de la rutina habitual, algo que se suele agradecer sobre todo cuando las cosas no van por buen camino. Por la mañana entrenaron, a puerta cerrada, en El Arcángel. En el Alcázar lucieron la primera equipación, la blanquiverde, y replicaron con sonrisas y agradecimientos a los mensajes de ánimo que algunos paisanos les dedicaban. Otros, los extranjeros, se limitaban a hacerse fotos con ellos, pensando que eran gente importante en la ciudad. Y lo son. Hay miles de personas pendientes de ellos. De momento, ya tienen una foto para recordar una temporada que será -suceda lo que suceda al final- inolvidable.

Etiquetas
stats