Córdoba CF

Un Córdoba CF que no desentona

CCF - Villarreal B

0

Reforzando sensaciones. Sin perder el rumbo. Sin desentonar. Creciendo y creyendo. El Córdoba CF ha solventado con creces una nueva y exigente papeleta en su cuarto compromiso de pretemporada ante un Villarreal B de Segunda División. La diferencia de categoría apenas se notó entre ambos bandos, ya que cada uno se repartió el dominio durante una mitad, que fueron precisamente las que vieron marcar a cada plantel. Y de hecho, fueron los de Germán los que acabaron el partido con más ímpetu de victoria, y todo pese a que buena parte de la plantilla es del filial, dado el amplio historial de lesiones que tiene el club a día de hoy.

El arranque de partido fue muy igualado, más por falta de ritmo competitivo que por otra cosa, como es lógico a estas alturas de la pretemporada. No hubo dominio de ninguno durante los primeros compases, en los que, eso sí, el Córdoba dio ciertos atisbos de mostrarse más activo con balón. Pero solo fue un pequeño tramo ya que el filial del Villarreal fue mejorando progresivamente gracias, principalmente, a la presión que ejercía sobre los blanquiverdes y que les impedía sacar el balón jugado. 

Con golpeos largos y las líneas muy adelantadas, la ventaja casi siempre era para el equipo de Miguel Álvarez. Es más, de la primera ocasión de gol del partido surgió, además, el primer tanto de los amarillos, que aprovecharon un balón largo a la espalda de la defensa cordobesa y que recogió Iosifov, en una posición dudosa para la zaga califa por posible fuera de juego, pero con el que se plantó solo ante Felipe Ramos para hacer el 0-1. 

Con todo, el gol en contra pareció reactivar a un Córdoba dormido por momentos y que carecía absolutamente de verticalidad, pues solo dos minutos después sumó su primer disparo a puerta. No obstante, éste llegó mediante un golpeo lejano de Kike Márquez que apenas puso en aprietos a Gianni. Y de nuevo tocó correr tras la pelota, en unos minutos donde la posesión fue repartiéndose equitativamente entre uno y otro bando. 

Eso sí, los blanquiverdes estaban lejos de vislumbrar la portería rival. Más allá de algún intento tímido y en solitario de Simo, los de Germán Crespo no rondaron los tres palos en ningún momento durante los primeros 45 minutos de partido. Por contra, el filial del submarino sí que pudo hacer el segundo a la media hora, de nuevo a través de un balón a la espalda de la defensa cordobesista que dejó solo a un jugador amarillo ante el guardameta califa. Sin embargo, en este caso, la rápida recuperación de Ramón Bueno evitó el disparo del delantero visitante. Sin más sustancia sobre el verde se retiraron ambos conjuntos a vestuarios.  

El reinicio supuso un cambio de aires total para el Córdoba. Si en la primera mitad prácticamente se había mantenido inédito de cara a la puerta del Villarreal B, en esta segunda apenas tardó cinco minutos en golpear y, por si fuera poco, dentro de las mallas, ya que ahí la envió Sergio Benito con un remate ajustado al palo tras un gran servicio por banda de Cedric. No obstante, no dudaría mucho ese incentivo en intensidad, ya que poco a poco el encuentro volvió de nuevo a los derroteros del primer tiempo. Casi sin oportunidades y con todo el juego circulando en el centro del campo.

Los cambios en las filas locales posibilitaron una dosis nueva de oxígeno. Entre los mismos, Carracedo revitalizó la banda con centros muy peligrosos que buscaban el remate de Casas o De las Cuevas. Por su parte, lo poco que conseguía rascar el Villarreal B llegaba a la contra con Ontiveros o Haissem. La insistencia de los cordobeses tuvo, incluso, recompensa con un gol de De las Cuevas tras un centro perfecto de Turmo, aunque éste acabaría anulado por posición antirreglamentaria del alicantino. 

Los últimos compases del duelo darían poco más de sí, aunque fue el Córdoba el que cerró la contienda, como se suele decir en el fútbol, con la flecha hacia arriba. Con los amarillos encerrados y buscando insistentemente la portería. Este equipo no tiene miedo a nada ni a nadie. Da igual la categoría, da igual el escudo rival. Es un Córdoba CF que, de momento, no desentona.

Etiquetas
stats