Brújula en mano

Narváez, en un partido en El Arcángel | ÁLEX GALLEGOS

Mucho tiempo después está en el lugar exacto. Es ése que pretendiera divisar a estas alturas desde meses atrás. Sin embargo, no lo observa en un horizonte cercano, sino que ya se encuentra ahí. El trayecto más complicado está recorrido, con anterioridad a lo previsto antes de iniciar la marcha. Cualquiera pudiera decirlo en el momento aquel en que el estreno de José Ramón Sandoval no significara un cambio de rumbo. Pero en el punto concreto espera el Córdoba para dar el paso definitivo. No es el último y sí el primero, otro primero más, para que el final sea más factible. En sus manos tiene al fin el conjunto blanquiverde romper todas las barreras con la permanencia, ya que si logra vencer en esta ocasión tiene opción de igualar con el equipo -o los equipos- que marque la salvación. De ahí que el duelo con el Sevilla Atlético, colista de Segunda A en íntima compañía del Lorca, sea trascendental. No es el primero, como tampoco va a ser el último. Cuidado con las sorpresas, es el mensaje principal.

El Córdoba tiene a tres puntos tanto a la Cultural Leonesa como al Almería. Una renta que bien puede agotarse para dichas escuadras en sólo unos días. Provisionalmente la igualdad en la tabla puede tener lugar este viernes, para lo que únicamente necesita el triunfo. El desequilibrio puede ser olvidado finalmente el domingo cuando termine la jornada. Todo pasa, en efecto, por cumplir con el deber. Tal y como sucediera ante el Lorca. El Sevilla Atlético es hoy por hoy lo único que interesa en el vestuario califal, sobre todo después de conocer la peor parte de la presión propia en el anterior choque en El Arcángel. Porque aún perdura el mal trago que supuso el partido ante el cuadro murciano. Entonces la victoria fue sufrida a pesar de la teórica superioridad del equipo de José Ramón Sandoval. A los cordobesistas les pesó la responsabilidad, un hecho que a toda costa ha de evitarse este viernes.

Pero no sólo la ansiedad puede ser peligrosa esta vez. Del mismo modo es un arma de doble filo la confianza. Un exceso de la misma supone en muchos casos padecer una desagradable sorpresa, y es eso precisamente lo que no puede permitirse el Córdoba si no quiere perder el rumbo. “Nuestro pensamiento es saber que ahora hay que dar valor a todo el trabajo que hemos hecho hasta aquí. No va a ser fácil, porque el filial viene de una racha positiva también”, advirtió Sandoval el jueves. Y no se trata únicamente del buen momento que atraviesa el Sevilla Atlético, sino del potencial de que goza y que no pudo demostrar en demasía a lo largo de esta campaña. Dicho de otro modo, ninguna batalla es sencilla. Y mucho menos lo son éstas que lo parecen. Es la premisa fundamental con la que han de saltar al césped los blanquiverdes, y con la que deben acudir los miles de aficionados a El Arcángel.

A su favor tiene el Córdoba, eso siempre, el factor ambiental. Porque una vez más el estadio va a presentar una gran afluencia. La lucha en unión es más fácil y llevadera, así como más destinada al triunfo final. Otro condicionante tiene en contra el cuadro califal sin embargo. Éste es el de las bajas, que son diversas e importantes. En la zaga pierde Sandoval a tres hombres básicos en las últimas semanas: Aythami, Loureiro y Quintanilla. Los dos primeros están sancionados y el tercero lesionado. La lista de ausencias puntuales, añadidas a las de Alfaro y Javi Lara, la completa Stefanovic. Quien sí está a disposición del técnico es el referente ofensivo del conjunto blanquiverde, Sergi Guardiola. El delantero puede jugar ante el Sevilla Atlético después de que el Comité de Apelación aceptara el recurso del club para retirar su amarilla de Pamplona, que era la quinta de su segundo ciclo. No sucedió igual con Loureiro. Con todo, el preparador madrileño prefiere recordar aquello de que esto es un equipo.

Un equipo para el que está preparado de nuevo Reyes, jugador diferencial que viene bien tener a mano siempre. Es más que probable la entrada del utrerano en un once que va a presentar en torno a cinco novedades. Sobre todo si, como el partido invita, el entrenador de Humanes decide modificar el sistema utilizado en Pamplona. Esto es volver a la habitual línea de cuatro en defensa, en la que se postulan José Manuel Fernández, Jesús Valentín y Caro. Para la medular Aguza llama a la puerta, aunque tiene dura competencia con Álex Vallejo y con Aguado. Todo depende del aire que quiera dar Sandoval al conjunto blanquiverde. El jugador del filial, mientras, compite también con Narváez por acompañar al hombre referencia en punta. El colombiano apunta más claramente a la titularidad. Otra cuestión es si el técnico opta por darle una oportunidad a Eneko Jáuregi y reserva, por seguridad, a Sergi Guardiola de cara al choque con la Cultural Leonesa del siguiente fin de semana. Una opción que parece poco probable.

Si ausencias tiene el Córdoba, con no menos llega el Sevilla Atlético al duelo. A Luis García Tevenet le crecen los problemas de cara a este encuentro, para el que pierde con absoluta seguridad a Matos, Chacartegui, Carballo y Borja San Emeterio debido a diferentes lesiones. Tampoco tiene a su disposición el preparador del filial hispalense a Amo, baja de larga duración, Cristian González, sancionado, y Carlos Fernández, con el primer equipo. Por si fuera poco, Fede San Emeterio y Marc Gual tienen muy difícil participar del choque. Aun así, el cuadro sevillano es un rival complejo. Lo avisó José Ramón Sandoval, y lo hizo después de que ya lo advirtiera el propio adversario califal en las últimas jornadas. Los jóvenes futbolistas visitan El Arcángel tras empatar con el Granada y sumar siete de los doce puntos más recientemente disputados. Quien vea el triunfo como un trámite fácil de cumplir, se equivoca. Que nadie pierda el norte, que todos viajen brújula en mano. Es momento de mantener el rumbo con firmeza.

FICHA TÉCNICA

CÓRDOBA CF: Kieszek, Fernández, Jesús Valentín, Caro, Javi Galán, Edu Ramos, Aguza, Jovanovic, Narváez, Reyes y Sergi Guardiola.

SEVILLA ATLÉTICO: Juan Soriano, Carmona, Berrocal, Konik, Álex Muñoz, Curro, Mena, Boutobba, Olavide, Lara y Miguel Martín.

ÁRBITRO: José Antonio López Toca (Comité Cántabro).

CAMPO Y HORA: El Arcángel (21:00).

Etiquetas
stats