Mayor Zaragoza reitera que la Unesco puede declarar la Mezquita en peligro

Carmen Calvo y Federico Mayor Zaragoza, en la charla. | MADERO CUBERO
El exdirector general de la Unesco y la exministra Carmen Calvo participan en la mesa redonda '30 años de proyección universal' en torno a la Mezquita

Cuando la Mezquita de Córdoba fue declarada patrimonio mundial por la Unesco, en 1984, Federico Mayor Zaragoza no era todavía el director general del organismo internacional. Pero vio cómo se gestaba y defendía su candidatura. Bajo su mandato, el reconocimiento se amplió al entorno del casco histórico que rodea a la actual Catedral. Mayor Zaragoza conoce perfectamente las razones que llevaron a la Unesco a otorgar ambos reconocimientos. Y por eso está seriamente preocupado de que la actual gestión que hace el Cabildo del principal monumento de Córdoba pueda tener una terrible consecuencia: que sea declarado patrimonio en peligro por la Unesco, paso previo a la retirada del reconocimiento.

Ante más de 120 personas, en la Fundación Gala, el exresponsable de la Unesco dijo que “solo con el folleto turístico que ahora mismo se reparte en la Mezquita, donde ya no se le llama así y solo se le llama Catedral, el actual director general podría hacer esa declaración de monumento en peligro”. Mayor Zaragoza participaba, junto a la exministra de Cultura, Carmen Calvo, en la mesa redonda 30 años de proyección universal en torno a la Mezquita. Para el exdirector general, la forma de llevar y explica el monumento que tiene n los curas pone en peligro el valor simbólico de interreligiosidad de la Mezquita-Catedral, una de las razones principales por las que obtuvo el título de Patrimonio Mundial hace tres décadas.

Mayor Zaragoza elogió el papel de impulso cívico y ciudadano de la Plataforma Mezquita-Catedral Patrimonio de Todos -organizadora del acto- , que exige un cambio de gestión del monumento y que pase de manos eclesiásticas a civiles a través de un patronato público -como el de la Alhambra- sin cuestionar el culto católico en el inmueble. “Ese impulso que habéis dado está muy bien. Pero ahora os hace falta calor ciudadano y, sobre todo, apoyo del Ayuntamiento. Me parece increíble que esto no se trate allí, porque este tema no entiende de colores políticos”, se quejó.

Y la presentadora, Marta Jiménez, se quejó también de cómo se había podido llegar a esta situación. “Porque lo hemos consentido”, reconoció la exconsejera y exministra de Cultura. Calvo recordó que la paulatina retirada del término mezquita a la hora de explicar el monumento por el Cabildo coincidió en el tiempo con la inmatriculación del templo por parte de la Iglesia. Pero la exministra también recordó que incluso en las esferas de poder no se entendía la Mezquita-Catdral como un bien de la Iglesia, sino como algo público. “Y así consta en el acta de sesiones del Parlamento de Andalucía, donde he recordado muchas veces que cuando se hicieron las transferencias de cultura

a la Junta en 1984 se transfirieron también la Alhambra de Granada y la Mezquita de Córdoba“, afirmó.

Calvo concluyó que para ella, la inmatriculación en el Registro de la Propiedad del monumento es anticonstitucional y va en contra del Derecho porque no se tiene en cuenta que la naturaleza del bien es público, así como sus usos y el sostenimiento económico del que se ha nutrido históricamente.

Por otro lado, Santiago Abascal, presidente de Vox, un partido surgido de la derecha del PP, se desmarcó ayer con unas gruesas declaraciones. “La Mezquita de Córdoba, Catedral católica desde hace 775 años, es una reivindicación esencial del discurso yihadista”, afirmó durante un encuentro informativo a su vuelta del viaje que ha realizado a Irak tras la creación del grupo terrorista Estado Islámico. Por este motivo, Abascal, que ha sido el primer político español que visita este país tras la creación de este grupo terrorista, ha advertido del “peligro de apoyar campañas como la que propone la Plataforma Mezquita-Catedral Patrimonio de Todos, ”ya que suponen un balón de oxígeno para el yihadismo“.

Fuentes de la Plataforma señalaron al respecto que no piensan responder a “declaraciones delirantes e irresponsables”, al tiempo que invitaron a Abascal “a informarse y documentarse mejor antes de comparecer en público”.

Etiquetas
stats