¿Lo huele? Es un libro viejo, ahora léalo, huele mejor

Imagen de archivo de la Feria del Libro | MADERO CUBERO
La Feria de del Libro Viejo y de Ocasión se inaugura con 14 libreríasUsted está leyendo un artículo que jamás encontrará en una librería de viejo o una feria de libros antiguos. Tal vez lo que usted está leyendo no exista realmente, al no formar parte de objeto alguno. Sin tinta, sin papel, residiendo en el mundo intangible de Internet. Al alcance de todos y de ninguno, al mismo tiempo.Aunque parezca lo contrario este artículo no trata de filosofía postmoderna, pero sí de la Feria del Libro Viejo de Córdoba, que cumple 32 años y que está organizada por el Ayuntamiento. Allí, además de pasear y encontrar primeras ediciones, libros descatalogados o rarezas mil, puedes conversar con libreros que siguen amando las encuadernaciones, la tipografía, la celulosa de papel y, en definitiva, los libros que se pueden tocar.Una de ellas es la barcelonesa Rosa Sardá, responsable de una de las 14 firmas de toda España que se han dado cita en el bulevar del Gran Capitán y coordinadora de la cita. Tras unos segundos de entrevista, mira la libreta donde se anota todo lo que dice y afirma: “Eso que escribes, lo impreso en papel, permanece. Lo digital... ¿Qué ocurrirá si algún día algún sistema tipo virus informático accede y borra todo en Internet?”, se pregunta mientras el reportero traga saliva imaginando semejante trance para esta web. “Pero lo que tú escribes en ese papel, permanecerá”, continúa. Aunque no logra calmar del todo al periodista.Ojeemos sus anaqueles y su mostrador. Una edición de 1979 de Enrique Jardiel Poncela, publicada por ediciones G. P. y que nunca más volvió a ver la luz: La mujer como elemento indispensable para la respiración; El escándalo del padre Brown, de G. K. Chesterton, publicada en 1976 en la misma editorial. Y el favorito del periodista en su versión más freak, Viaje alunciante, de Isaac Asimov, de 1978. Tres euros cada uno. Sardá, que es muy maja, le deja los tres por seis. Y el plumilla se marcha con una sonrisa que no puede ocultar. Los tres libros esperan ya su turno en una infinita montaña de títulos por leer...No muy lejos de allí está el concejal de Cultura, Juan Miguel Moreno Calderón. Acaba de inaugurar la feria y ya planea una escapada para pasearla tranquilamente . “Lo que más me gusta es el factor sorpresa: encontrar rarezas, títulos que no conocía o en ediciones extrañas. Me interesa todo lo que es historia local”. La feria se prolongará durante casi cuatro semanas, hasta el 4 de noviembre.
La Feria de del Libro Viejo y de Ocasión se inaugura con 14 librerías

La mujer como elemento indispensable para la respiraciónEl escándalo del padre BrownfreakViaje alunciante

Etiquetas
stats